La situación de los brotes de PPA en cerdos domésticos y jabalíes sigue preocupando en la UE

En la actualidad, hay 8 países de la Unión Europea afectados por la Peste Porcina Africana (PPA). Son Polonia, Estonia, Letonia, Lituania, Hungría, Rumanía, Bulgaria y Bélgica.

De estos países, según las últimas informaciones de la Comisión Europea, se ha recrudecido la situación en Bulgaria (nuevos brotes de PPA en cerdos domésticos) y Rumania (aumento de brotes de PPA, con 281 informados entre junio y julio), incluyéndose, además de en estos dos países,  más zonas de riesgo asociadas a esta enfermedad, en Polonia y Lituania.

En Italia, la PPA es una enfermedad endémica desde 1978 y en la República Checa, la situación, que afectaba a jabalíes,  registró un último foco en abril de 2018.

En Hungría, Bélgica y República Checa solo se han dado focos de PPA en jabalíes, mientras que en cerdos domésticos los focos han aparecido sobre todo en Rumania, dentro de la UE, y en Ucrania, así como en menor medida en Bulgaria, Lituania y Polonia, y, fuera de la UE, en Rusia.

Aunque parece haber disminución de la presencia de focos de PPA en cerdos domésticos, preocupa la población existente de jabalíes en los países del Este de Europa, puesto que ésta puede actuar de reservorio de dicha enfermedad, dificultando su erradicación y con el riesgo de que puedan darse «saltos geográficos», como el dado hasta  Bélgica, donde ya se han informado de 825 casos de PPA en estos suidos, de los 3.261 analizados, casi en su totalidad concentrados en la frontera con Francia. y donde se pretende erradicar su población antes de final de año en las áreas de vigilancia y protección.

Medidas preventivas

En España, según el Ministerio de Agricultura, se han adoptado medidas de prevención como un reforzamiento del Programa Nacional de Vigilancia Sanitaria Porcina (ver pdf adjunto debajo); un refuerzo del Plan Nacional Estratégico de Bioseguridad en Explotaciones Porcinas; la concienciación a sectores afectados (ganaderos, cazadores, autoridades medioambientales); una estrategia de gestión poblacional de jabalíes silvestres; el refuerzo del control de movimientos ilegales de jabalíes, y un simulacro de brote de PPA en fauna silvestre, celebrado entre el 4-5 de junio de 2019.

El Programa Nacional de Vigilancia Sanitaria Porcina tiene como objetivos demostrar estatus libre de PPA y PPC, así como la detección temprana de sospechas y respuesta rápida, en su caso, así como vigilancia adaptada al nivel de riesgo (actualizaciones en 2014 y 2018).

Los componentes de este Programa son la vigilancia activa enfocada al riesgo en explotaciones ganaderas comerciales; vigilancia serológica y virológica de partidas de animales con origen intracomunitario y de terceros países; vigilancia activa mediante inspección post-mortem en mataderos; control de condiciones de L&D de vehículos de transporte animal provenientes de países en riesgo; vigilancia pasiva: reconocimiento y notificación inmediata de sospechas clínicas, y comunicación de resultados anuales a base central de datos RASVE (CC.AA./MAPA).

Durante 2018 se llevó a cabo la vigilancia en PPA en 2.432 explotaciones, con la toma de 92.242 muestras y en PPC, en 1.630 explotaciones, con 57.904 muestras. También se llevó a cabo la vigilancia sanitaria en 836 mataderos de las principales CC.AA. productoras, con 38.556 animales analizados.

Prevención en jabalíes

Entre las medidas de prevención, enfocadas a jabalíes silvestres, se llevó a cabo,  como se ha indicado un ejercicio de simulación para trabajar respuestas ante un foco de PPA en jabalíes, con la colaboración del sector cinegético, y se diseñó una estrategia de control de poblaciones de jabalíes silvestres durante la fase de prevención.

Durante 2018 se celebraron sendas jornadas sobre sanidad animal en fauna silvestre (14 de junio de 2018) y el primer foro sobre enfermedades en la fauna silvestre (12 de diciembre de 2018); se realizó un vídeo sobre la PPA destinado a cazadores (Fundación Artemisan).

Por otro lado, el ejercicio de simulación práctica ante foco de PPA en jabalíes (4-5 de junio de 2019) tuvo como objetivo trabajar aspectos prácticos relacionados con las medidas a implementar para el control de un posible foco de PPA en jabalíes, incluyendo provisión de recursos materiales y humanos necesario.

Participaron en este ejercicio representantes de las CC.AA. y Servicios ministeriales (Sanidad Animal, Medio Natural, Caza), IREC y Seprona (Guardia Civil) en 3 escenarios representativos, trabajando en salas independientes.

Galicia: elevado número de explotaciones pequeñas, densidad media de jabalíes; Cataluña: alta densidad de porcino blanco en intensivo y de jabalí, y Extremadura: porcino ibérico extensivo y jabalí.

Las conclusiones de este simulacro práctico dieron lugar a fortalezas y a debilidades. Entre las fortalezas, el MAPA destacó los planes de contingencia y protocolos de trabajo disponibles y en actualización; una red extensa de oficinas comarcales veterinarias; una extensa información (explotaciones porcinas,  terrenos cinegéticos, densidades de jabalíes…); una buena comunicación y cooperación entre SV de Sanidad Animal, Medio Natural y Caza; la colaboración del Seprona; una extensa red de agentes medioambientales con conocimiento del terreno (vigilancia pasiva); unos recursos financieros disponibles en caso de crisis, y una experiencia previa en la erradicación de la PPA a principios de los años 90 del siglo pasado.

Entre las debilidades observadas, el MAPA apuntó la fatal de información práctica sobre efectividad de las medidas de gestión poblacional de otros Estados miembros de la UE; un necesario plan estratégico de comunicación; una escasez de medios rápidos y efectivos de sacrificio de ganado porcino; la falta de comunicación con cazadores locales; el necesario protocolo detallado de búsqueda de cadáveres en caso de foco; recursos humanos y materiales limitados en algunas regiones, y la diversidad entre CC.AA. de medios cartográficos.

Por último, en referencia a la Estrategia de control de poblaciones de jabalíes silvestres durante la fase de prevención, el MAPA destaca el trabajo coordinado (Medio Ambiente, Caza y Sanidad Animal) y el documento marco de la estrategia, aprobado en Conferencia Sectorial MAPA-CC.AA. el pasado 12 de marzo.

Las ideas clave de esta estrategia es que se reconoce que existe un problema de sobrepoblación de jabalíes, que es necesario gestionar para que tienda a disminuir, eliminando también los impedimentos para abordar la reducción de esa población, así como las medidas que favorecen la sobrepoblación.

Archivos pdf adjunto: 

SituaciónPPA

Programa Nacional de Vigilancia Sanitaria Porcina 2018


Los ficheros adjuntos son visibles únicamente para usuarios registrados. Pulsa aquí para acceder o registrarte.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018