El sector agrario y pesquero se «salva» de la caída histórica del PIB en el segundo trimestre del año

El Producto Interior Bruto español registró una variación del −18,5% en el segundo trimestre de 2020 respecto al trimestre anterior en términos de volumen, según informó hoy el Instituto Nacional de Estadística. Esta tasa fue 13,3 puntos inferior a la registrada en el primer trimestre y supone al parecer la mayor caída de nuestro PIB registrada en España, nada menos, que desde la pasada Guerra Civil.

Asimismo, la variación interanual del PIB se sitúa en el −22,1%, frente al −4,1% del trimestre precedente. Sin embargo la tasa de variación intertrimestral del capítulo agricultura, ganadería, silvicultura y pesca ha mantenido una buena evolución, registrando en los cuatro trimestres del año 2019 -4,2, -2,5, 1,3, 0,1 puntos hasta los 1,6, 4,4 puntos positivos de los dos trimestres que llevamos del añ.

La contribución de la demanda nacional al crecimiento interanual del PIB fue de −19,2 puntos, 15,5 puntos inferior a la del primer trimestre. Por su parte, la demanda externa presentó una aportación de −2,9 puntos, 2,5 puntos inferior a la del trimestre pasado.

En el caso concreto del gasto en consumo final de los hogares,  experimentó un decrecimiento interanual del 25,7%, 19,9 puntos menos que en el trimestre pasado.

Por su lado, el empleo de la economía, en términos de horas trabajadas, registró una variación intertrimestral del −21,4%. Esta tasa es de menor magnitud en el caso de los puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo (del −17,7%, lo que supuso 15,8 puntos menos que en el primer trimestre) debido a la reducción que se observó en la jornadas medias a tiempo completo (−4,5%).

En términos interanuales, las horas trabajadas decrecieron un 24,8%, tasa 20,6 puntos inferior a la del primer trimestre de 2020, y los puestos equivalentes a tiempo completo bajaron un 18,5%, 17,9 puntos menos que en el primer trimestre, lo que supuso un descenso de 3.394 mil puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo en un año.

Demanda externa

Las exportaciones de bienes y servicios presentaron una variación del −38,6% respecto al segundo trimestre de 2019, lo que supone 32,5 puntos menos que en el trimestre anterior. Esta variación se produjo por un descenso en las tasas interanuales de las exportaciones de bienes (del −3,7 al −28,5%) y de las exportaciones de servicios (del −11,2% al −60,2%).

Igualmente, las importaciones de bienes y servicios variaron un −33,1% respecto al mismo trimestre del año anterior, 27,6 puntos menos que en el primer trimestre. Esta desaceleración se explica, según el INE, por la disminución en las importaciones de bienes (del −5,2% al −30,2%), junto con un descenso en la tasa de variación interanual de las importaciones de servicios (del −6,6% al −45,3%).

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018