Covid-19: el INE desmiente la estabilidad de los PVP de los alimentos en la cesta de la compra de abril

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha destacado que en el Índice de Precios de Consumo (IPC) el comportamiento de los precios de consumo minorista de los alimentos ha pasado de subir un 2,5% anual en el mes de marzo al 4% en el mes de abril.

Covid-19: el INE desmiente la estabilidad de los PVP de los alimentos en la cesta de la compra de abril

El INE desmiente así algunas informaciones sobre la estabilidad de los precios minoristas de los alimentos y que no se habían trasladado subidas de precios a los consumidores en la cesta de la compra.

Este incremento es, además, mucho más claro en el caso de los alimentos frescos o perecederos, cuando desde el sector productor se ha denunciado la existencia en algunas producciones de especulación y descensos de precios en origen, con el argumento de un exceso de oferta por el cierre del canal Horeca y las dificultades para exportar, mientras que las importaciones se han incrementado también en algunos casos.

El denominado Grupo Especial de Bienes Covid-19, que ha creado el INE para calcular el IPC de abril, incluye los productos de alimentación, bebidas, tabaco, limpieza del hogar, comida para animales y cuidado personal. La subida anual de este grupo en este mes es del 3,2%, un punto más respecto a marzo.

Los alimentos frescos habrían alcanzado una tasa anual del 6,9%, tres puntos porcentuales por encima de la del mes anterior, mientras que en los alimentos envasados la tasa anual es del 2,2%, seis décimas por encima de la de marzo, estándose a la espera de que el próximo 14 de mayo, el INE ofrezca un mayor nivel de detalle de cada uno de los aspectos mencionados.

A nivel mensual, los productos incluidos en el Grupo Especial Bienes Covid-19 habrían aumentado sus precios un 1,2% en abril respecto a marzo. Los productos de alimentación se incrementaron en abril un 1,4%, destacando el comportamiento de los alimentos frescos, cuya tasa mensual es del 2,7%, frente a  los alimentos envasados que, por su parte, se incrementaron solo un 0,7%.

A nivel general, el IPC habría descendido en abril un 0,7% anual, siete décimas por debajo de la registrada en marzo, influido en su mayor parte por el descenso de los precios de los carburantes y combustible, que subieron en ese mismo mes de 2019.

En el mes, esa subida del IPC general registra una tasa de subida del 0,3% respecto al mes de marzo, influida por el alza de los precios del Grupo Especial Bienes Covid-19 del 0,1% al 1,2%, frente a la caída de dos décimas (desde el -1,2%  al -1,4%) del Grupo Especial Servicios Covid-19.