Casi una tercera parte del aceite de oliva exportado y 282.900 t fue para Italia en 2017/18

España exportó un total de 883.751 toneladas de aceite de oliva en la pasada campaña 2017/18 (de 1 de octubre de 2017 a 30 de septiembre de 2018), con una disminución del 7% con  respecto a la  campaña anterior, a un precio unitario de 3,53 €/kilo, con lo que el valor total de estas ventas al exterior fue de 3.123,95 millones de euros.

Según los datos elaborados a partir de DataComex por Cooperativas Agro-alimentarias, el primer destino de estas exportaciones, como viene siendo habitual, fue Italia, con 282.900 t, a un precio unitario de 3,03 €/kilo, por valor de más de 857 M€,  a pesar de que tuvo una producción propia por encima de las 400.000 t en esa campaña. Esto supone casi un tercio (32%) del total de aceite de oliva enviado al exterior.

Tras el país transalpino, el sector oleícola español exportó 98.452 t de aceite de oliva a Portugal, a un precio medio unitario de 3,10 €/kg, así como, ya fuera de la UE, unas 96.243 t a Estados Unidos, a un precio unitario de 4,09 €/kg.  La factura de ambos países fue, por tanto, de más de 305 M€ y de 394 M€, respectivamente.

Por sí solos, el “top 3” de países de destino sumó casi 478.000 t de aceite de oliva un 54,01% del total y alrededor de 1.556 millones de euros (un 49,8% del total).

Además,  nuestro país exportó 95.543 t a Francia, con un precio unitario de 3,49 €/kg; 46.895 t a Reino Unido, a 3,51 €/kg de media; 20.619 t a Japón, a 4,19 €/kg; otras 28.203 t a China, con 4,03 €/kg;  22.654 t a Australia, a 3,98 €/kg;  17.768 t a Alemania, a 3,50 €/kg, y 15.792 t, a 3,34 €/kilo, a Países Bajos.

Por categoría comercial, un 61% de lo exportado fue como aceite de oliva virgen extra (AOVE), con alrededor de 540.000 toneladas; otro 8% se exportó como aceite de oliva virgen, con 70.700 t; otro 6% como aceite de oliva lampante, con 53.000 t, y el 25% restante, con unas 221.000 t como aceite de oliva-contiene (normal, refinado).

Importaciones

Durante la pasada campaña, nuestro país importó un total de 164.055 toneladas de aceite de oliva, uno de los volúmenes más elevados de las últimas campañas, con un aumento del 76% con respecto a la anterior 2016/17, a un precio unitario de 3,20 €/kilo, con lo que la factura de importación se habría elevado a unos 525 millones de euros.

El “top 3” de los países de origen de los que se importó aceite de oliva lo encabeza Portugal, con 52.810 t, a un precio unitario de 3,11 €/kg (alrededor de 165 M€), un 32,2% del total, seguido de Túnez, con 51.452 t (31,4%), a 3,37 €/kg de media y, por tanto, alrededor de 174 millones de euros, y en tercer lugar, 18.812 t (11,5%) de Siria, a un precio unitario de 3,01 €/kg (cerca de 57 M€).

Estos tres países enviaron 123.074 toneladas de aceite de oliva a España, lo que supone tres cuartas partes del total (75%) de las compras realizadas de este producto.

El contingente  tunecino de 56.700 t de aceite de oliva con destino a la UE, que se cubre mediante el sistema de Tráfico de Perfeccionamiento Activo (TPA) , es  decir, se debe reexportar una vez realizada la transformación a industrial fuera de la UE se agotó en la primera semana de 2018 y, debido al alto número de peticiones, el coeficiente de reparto solo fue del 3,44%, es decir, las concesiones para importar solo fueron de 3,44 kilos sobre 100 solicitados.

Por categoría comercial, un 47% del total importado, alrededor de 77.106 t, fue de AOVE; otro 14% y casi 23.000 t como oliva virgen; 31%, y sobre 51.000 t como oliva lampante y, por último, el 8% restante y algo más de 13.100 t como aceite de oliva-contiene (normal refinado).

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018