Manifestaciones y ‘marcha blanca’ por la crisis de precios en el sector lácteo de la UE y nacional

El sector productor de leche de vaca de Castilla y León ha convocado una ‘marcha blanca’ que se iniciará el próximo 24 de agosto en León y que llegará hasta Madrid, mientras que el COPA-Cogeca convoca una manifestación ‘multitudinaria’ en Bruselas para el próximo Consejo de Ministros del 7 de septiembre por la fuerte crisis en el sector porcino y lácteo, principalmente.

La ‘marcha blanca’ comenzará el lunes 24 de agosto en León. Cooperativas y organizaciones agrarias acordaron este lunes 3 de agosto en Medina de Rioseco (Valladolid) convocar un acto de protesta consistente en una marcha por relevos desde León hasta Madrid, denominada ‘Marcha blanca’, con el fin de sensibilizar a la Junta de Castilla y León y al Gobierno central de los graves problemas del sector ganadero.

En concreto, denunciarán de este modo los bajos precios que perciben los ganaderos de vacuno de leche, y exigirán que se recoja toda la producción a precios rentables.

El inicio de la protesta será el lunes 24 de agosto, concretamente en la Plaza de Botines, de la capital leonesa. El calendario de movilizaciones, así como los puntos de salida y destino, y los horarios previstos, se comunicará oportunamente.

Este calendario de protestas ha sido respaldado con amplio consenso por todas las cooperativas y organizaciones agrarias asistentes.

Desde las diferentes organizaciones, se hace un llamamiento a todas aquellas entidades y organizaciones relacionadas con los profesionales agrarios y personas interesadas en defender el sector de vacuno de leche a que se sumen a la iniciativa y participen en todos los actos reivindicativos que se lleven a cabo próximamente.

 

Manifestación en Bruselas

Por su parte, el Copa y la Cogeca, que defienden los intereses de los agricultores comunitarios y de sus cooperativas, califican de avance la introducción, por parte de la Comisión Europea, de nuevas medidas para apoyar a los productores de frutas y hortalizas y de leche de la UE, que se ven perjudicados por la crisis con Rusia. Sin embargo, dista mucho de ser suficiente para compensar a los productores por sus tremendas pérdidas.

Por eso, la intención es organizar una manifestación ‘multitudinaria’ de protesta, que coincida con la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros de Agricultura de la UE, prevista para el próximo 7 de septiembre.

El Presidente del Copa, Albert Jan Maat, subrayó que ‘esta iniciativa representa un paso positivo. Los productores europeos de leche, carne de porcino, vacuno y frutas y hortalizas se ven duramente afectados por el veto a las exportaciones impuesto por la República Federal Rusa.

El embargo comercial de Rusia – del que son víctimas los agricultores y las cooperativas – ha reducido a la mitad (por un valor de 5.500 millones de euros) nuestras exportaciones de productos agroalimentarios. Acogemos favorablemente el anuncio realizado hoy por la Comisión Europea en cuanto a la adopción oficial, en las próximas semanas, de medidas de apoyo a los productores de frutas, hortalizas y leche ante la crisis con Rusia.

Sin embargo, esto es a todas luces insuficiente. Desde hace meses, las manifestaciones se han sucedido en todo el continente’.

‘El sector de la carne de porcino está atravesando una situación sumamente difícil, en parte debido a las restricciones a las exportaciones impuestas por Rusia a finales de enero de 2014. Precisamos de una estrategia de exportación sólida.

También instamos a la UE a que intensifique las negociaciones con Rusia para que se levanten las restricciones sanitarias y fitosanitarias impuestas a las exportaciones europeas de carne de porcino a comienzos de 2014.

Ello permitiría reanudar las exportaciones a Rusia de algunos productos tales como los despojos comestibles y el tocino, que no estaban incluidos en la lista general de los productos prohibidos como consecuencia del conflicto político entre la UE y Rusia’, insistió.

También pedimos que se tomen medidas específicas en las regiones más afectadas por el embargo. Si no mejora la situación, debe permitírsele a los Estados miembros negociar sus certificados de exportación con las autoridades rusas, para que se restablezca el comercio en el sector de la carne de porcino lo antes posible’, añadió.

‘En cuanto al sector lechero, queremos que la Comisión Europea permita a los Estados miembros abonar los pagos directos antes del 1 de diciembre. Son cerca de 700 millones de euros los que se van a sustraer al sector de la leche a cuenta de la factura de la supertasa 2014/2015, en un momento en el que los productores están más que necesitados de liquidez.

Por lo tanto, esta cuantía le debe ser devuelta al sector para ayudar a los productores con sus problemas de efectivo. Asimismo, se debe incrementar el precio de intervención de la UE, para imponer un mínimo en el mercado. El último precio data de 2008 y en absoluto se acerca ya a los costes de producción actuales’, dijo el Presidente Christian Pèes.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015