La OIE debate sobre la lucha contra la resistencia antimicrobiana en la ganadería

Los ministros de agricultura unen sus esfuerzos para enfrentar la resistencia antimicrobiana (RAM) en la en los animales y proteger la eficacia de los medicamentos en el hombre y los animales

La Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) reunió esta semana a líderes mundiales en materia de sanidad animal, tanto del sector privado como del público y a la sociedad civil, para debatir nuevas ideas y soluciones frente al aumento mundial de la resistencia a los antimicrobianos (RAM). El evento de tres días se llevó a cabo bajo patrocinio de Mohammed VI, rey de Marruecos. La Segunda Conferencia Mundial sobre la Resistencia los Antimicrobianos (RAM) y el uso prudente de los agentes antimicrobianos en los animales se centró en la función que desempeña la sanidad animal en lo que constituye uno de los mayores desafíos sanitarios mundiales del siglo XXI.

La prevención de la RAM en la ganadería es fundamental para la salud humana, la seguridad e inocuidad de los alimentos y la sanidad y el bienestar animal. Los antimicrobianos se utilizan en todo el mundo para controlar y tratar las infecciones en animales y humanos, pero el uso excesivo e incorrecto pone en riesgo su eficacia. Los desplazamientos sin precedentes de personas, animales, mercancías y alimentos en todo el mundo favorecen la propagación de los agentes patógenos resistentes en todo el mundo. A la conferencia asistieron más de 500 participantes, entre ellos, representantes de los 182 Países Miembros de la OIE, de los socios internacionales (como la FAO, la OMS, el Banco Mundial y el Grupo de Coordinación Interinstitucional de las Naciones Unidas sobre la RAM), así como representantes de las industrias de la carne, leche, pollos, huevos y el sector farmacéutico y de la producción acuícola, sin olvidar la sociedad civil y académica.

Un tema destacado de debate fue la necesidad de una coordinación intersectorial a nivel nacional a través de planes de acción para prevenir el desarrollo y la propagación de la resistencia a los antimicrobianos. Ministros, viceministros y secretarios de estado de diversos países, como  Alemania, Botsuana, Japón, Marruecos, Noruega, Senegal, Serbia, Tailandia, y Uzbekistán formaron parte del panel de ponentes.

“Solo a través de la promoción del uso prudente y responsable de los antimicrobianos se podrá proteger su eficacia y garantizar la continuidad de la utilización de estos medicamentos esenciales que protegen la salud humana y la sanidad animal”, explicó Monique Eloit, directora general de la OIE. “Ya hemos logrado grandes progresos en esta tarea. Existen normas internacionales sobre el uso prudente. Ahora necesitamos ponerlas en práctica a escala nacional para luchar contra la RAM. Para ello, es esencial que exista una colaboración internacional. Trabajando mancomunados, los países pueden discutir sus desafíos, compartir buenas prácticas y lograr mejoras a escala mundial.”

Al final de la reunión, se emitió una serie de recomendaciones novedosas que incluyen un llamado urgente para fomentar nuevas investigaciones en vacunas prioritarias y otras alternativas a los antimicrobianos, la eliminación progresiva de los antibióticos como promotores del crecimiento y la garantía de que los veterinarios, los paraprofesionales de veterinaria y los ganaderos trabajen juntos en pos del uso prudente y responsable de estos medicamentos esenciales.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018