El sector oleícola exportó unas 87.000 t de aceite de oliva en junio pasado

Según los datos de la Agencia de Información y Control  Alimentarios (AICA) durante junio las salidas de aceite de oliva al exterior sumaron alrededor de 87.000 toneladas. Un dato, que tendrá que ser confirmado a finales de agosto con el informe oficial  de DataComex de Comercio Exterior del Ministerio de  Industria, Comercio y Turismo (Mincotur).

En total, el  sector  oleícola logró comercializar en el mes pasado 119.700 toneladas  del “oro verde”, sumando a lo exportado unas 32.700 t de aceite de oliva para atender la demanda  interna. Una cifra que preocupa, ya que se trata de más de 6.000 t menos que en el mes anterior y, aunque supera al de ese mismo mes de la campaña 2016/17 (26.700 t) queda muy por debajo de las  dos precedentes, en las que se superaron las 40.000 toneladas.

Sin duda, un dato que debería poner en alerta al sector, ya que no es capaz de reanimar  la demanda interior, ante el mal funcionamiento del traslado de los precios a lo largo de la cadena alimentaria, en donde industria y distribución no son capaces de (o no les interesa) trasladar los descensos de los precios en origen a los  PVP consumidor.

Las importaciones de junio, según estima la AICA, bajaron a 9.000 t, cerca de 6.000 t menos que un mes antes.

En total, a falta de contabilizar el último trimestre de la campaña 2017/18, las salidas de  aceite de oliva al  mercado suman  ya 985.100 toneladas, esto es un 10,8% y 118.800 t menos que en acumulado octubre-junio de la campaña anterior 2016/17.

La campaña 2017/18 se inició con un stock  de 305.000 t (176.700 t en almazaras, unas 5.400 t en PCO y 122.900 en envasadores/refinadores y otros operadores), unas 26.000 t menos que al inicio de la campaña anterior.

La producción acumulada es de 1.255.500 t,  un 2,72% y 35.100 t menos que en la campaña precedente, mientras que las importaciones suman por el momento unas 125.500 t, un 65,57% y 49.700 t más que en el mismo periodo de la anterior campaña 2016/17.

Los recursos disponibles de oferta de aceite de oliva en la actual campaña se  han elevado a 1.686.000 t, un 0,7% y 114.000 t menos que en la pasada.

En cuanto a la comercialización, entre octubre de 2017 y junio de 2018 las salidas al mercado interior aparente suman 365.500 t, esto es un 1,52% y 5.500 t menos que en la campaña anterior y ya se ve como imposible que, una campaña más (en 2016/17 fueron 457.800 t), puedan alcanzarse las 500.000 t a finales de la 2017/18, el próximo 30 de septiembre.

El mercado exterior ha absorbido en este periodo 628.600 toneladas, un 15,3% y 113.300 t menos que en el mismo periodo de la campaña precedente. Aunque se prevé que siga  mejorando en este último trimestre de 2017/18, será muy difícil que llegue a igualar el  registro de 954.100 t de la campaña anterior.

Finalmente, a 30 de junio pasado, quedaban unas existencias de aceite de oliva de 700.900 t, de las cuales 488.800 t estaban en almazaras;  13.900 t en PCO y 198.200 t en manos de  envasadores, refinadores y otros operadores. Este volumen es un 18,1% y de 107.400 t superior al que había a finales de junio de  la campaña 2016/17.

El stock que se espera para final de campaña será, por tanto, superior a las 305.000 t de la campaña anterior, y se moverá entre las 350.000 y las 370.000 toneladas, en función de cómo se hayan  comportado en  este  último trimestre tanto la demanda interna, como la exportación.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018