Más certidumbre y oposición radical del Gobierno a la cofinanciación de la futura PAC

La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, participó este lunes 29 de enero en el Consejo de Ministros de Agricultura y Pesca de la Unión Europea, que ha estudiado la Comunicación de la Comisión sobre el futuro de la Política Agrícola Común (PAC).

En declaraciones a los medios, García Tejerina aseguró que el Gobierno de España es un firme defensor de esta política común, tan importante para Europa como para nuestro país.

Según puntualizó, la PAC es la base de la construcción europea, es la política que da vida al medio rural y sostiene una actividad tan importante como es la alimentación, “razones que benefician al conjunto de la Unión Europea”.

Por ello, la ministra recalcó que el Gobierno de España apoyará la PAC, tanto en su reforma como, previamente, en la defensa de un presupuesto comunitario importante para esta política.

En este sentido, García Tejerina señaló como línea roja en la negociación la “oposición radical” de España a la cofinanciación de la PAC. “Pelearemos para que, en el futuro Marco Financiero Plurianual (MFP) 2021-2027, la PAC siga dotada como hasta ahora para facilitar esta actividad”, añadiendo que  “seguiremos preguntando hasta que tengamos la certidumbre de que efectivamente no hay una renacionalización que rompería o, al menos, perjudicaría al mercado único”.

En relación con la configuración de la futura PAC, García Tejerina detalló que España se va centrar, por ahora, en obtener respuestas de la Comisión Europea, en especial, en asuntos como el nuevo modelo de aplicación. Se trata de un nuevo modelo que presenta la Comisión, con una serie de ventajas de simplificación y modernización, “pero del que España requiere respuestas, que nos digan que no va a traer renacionalización, que no va a traer diferentes niveles de exigencia a los distintos productores europeos, que no va a haber retrasos de futuro en los pagos, o que no va a haber problemas de correcciones financieras”.

Sobre la propuesta de la Comisión para que los Estados miembros elaboren diferentes planes estratégicos nacionales, que posteriormente aprobará Bruselas, García Tejerina pedirá a Bruselas garantías de que estos planes no significan 27 o 28 agriculturas diferentes.

Según aclaró, “es cierto que cada agricultura es distinta, pero tenemos que mantener unos nexos de unión, unos mínimos comunes que preserven este mercado único”.

En este sentido, García Tejerina puntualizó que Europa quiere una agricultura que responda a las demandas de la sociedad europea y que no haya países más o menos permisivos. “No podemos cuestionar los altos estándares a los cuales hemos llegado en la producción de alimentos en Europa”, subrayó

Por otra parte, la ministra señaló que en el Consejo repasó  la situación de los mercados, donde hay tres productos como son el azúcar, el porcino y la leche desnatada en polvo, cuya evolución hay que “seguir muy de cerca”, para conocer cuál es la situación en la Unión Europea y que no nos repercuta negativamente.

En el caso de la investigación de Estados Unidos a la aceituna de mesa española, García Tejerina recalcó que España “volverá a recordar la situación de los procedimientos “anti dumping” y anti subvención abiertos por los Estados Unidos”. En el caso del procedimiento anti subvención, la ministra indicó que se trata de unas ayudas de la PAC, “por lo que no se está cuestionando al sector español de la aceituna de mesa, sino a toda la política común en su conjunto”.

Por ello, la ministra entiende que el Consejo de Ministros es un foro adecuado, además de ser la Comisión la interlocutora de las cuestiones comerciales con países terceros. A este respecto, García Tejerina agradeció la labor de la Comisión, que está trabajando estrechamente con las Administraciones españolas y con el sector, para resolver este expediente de manera favorable.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018