El grupo SDF aumentó su facturación un 3,6% durante 2018

El grupo SDF registró unos ingresos durante 2018 1.373 millones de euros, un 3,6% más que en 2017. Por otro lado, el EBITDA (beneficios antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización) del grupo fue del 9%, llegando a los 123 millones de euros, respecto a los 105 millones (8%) de 2017. El beneficio neto consolidado ascendió a los 42 millones de euros en 2018, en comparación con los 26 millones del año previo.

El resultado, que devuelve al grupo a niveles de récord en términos de rentabilidad, se ha conseguido gracias al excelente rendimiento dentro del mercado europeo, que pudo compensar con creces la caída de los mercados no europeos, en especial el turco. En el mercado europeo, el grupo SDF alcanzó cifras excepcionales, con un 12% de incremento en facturación con respecto al año anterior, cosechando los beneficios de las importantes inversiones realizadas en los últimos años en nuevos productos, en especial dentro de la gama de alta potencia y de los tractores especializados.

Turquía sufrió un fuerte retroceso en facturación, desde los 105 millones de euros en 2017 a los 48 millones en 2018, debido a la severa crisis económica que atraviesa el país,  y que reducido en un 34% del mercado de tractores. Sin embargo, la participación de mercado del grupo SDF se ha incrementado en un punto porcentual con respecto al año anterior.

En China, a pesar de una caída del mercado del 10%, se consiguieron mantener los niveles de facturación del 2017, así como la segunda fase de inversiones diseñadas para aumentar la gama de producto y crear la nueva línea de producción para máquinas de recolección.

El sector de maquinaria de recolección incrementó ligeramente sus cifras con respecto a 2017 tanto en facturación como en beneficio, mientras que para las vendimiadoras producidas por Grégoire en Francia, 2018 ha sido otro año récord de resultados gracias a la excelente acogida que sus nuevos productos han tenido en los mercados.

Las inversiones en I+D y en desarrollo de productos en 2018 alcanzaron la cifra de 61 millones de euros. Entre las demás inversiones significativas, cabe destacar los 10 millones empleados en construir las nuevas líneas de producción en la fábrica de Bandirma en Turquía o los 10 millones utilizados en la renovación del Centro de clientes Same inaugurado el pasado mes de noviembre en Treviglio (Italia).

“El año 2018 –comenta Lodovico Bussolati, CEO de SDF– fue un año relevante para SDF en muchos aspectos. En primer lugar, la compañía ha sido capaz de asegurar el crecimiento de los ingresos sobre el año anterior, sobreponiéndose a las dificultades de mercados no europeos. Este logro ha sido posible gracias al crecimiento en Europa, donde los nuevos productos, desarrollados gracias a enormes inversiones llevadas a cabo durante los últimos años, han sido muy bien recibidos en los mercados, tanto en lo que respecta a tractores como a cosechadoras.”

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018