Dcoop reelige a Antonio Luque como presidente y factura más de 1.000 M€ en el ejercicio 2019

La cooperativa agroalimentaria Dcoop aprobó este viernes 10 de julio  las Cuentas Anuales y el Informe de Gestión del grupo, así como el Estado de Información de No Financiera correspondientes al Ejercicio 2019 en su Asamblea General Ordinaria celebrada en el Auditorio Olea Mare, situado en la sede social del grupo en Antequera (Málaga).

Asimismo, renovó el Consejo Rector de Dcoop, para lo cual solo se presentó una lista con representantes de los diferentes sectores y territorios. Antonio Luque Luque fue  reelegido presidente, acompañándoles como cargos Ángel Villafranca Lara, José Luis de Prado Ruiz-Santaella, Juan Manuel Blázquez Lora y José Manuel Espejo Cárdenas como vicepresidentes, Joaquín Gómez Rodríguez como secretario y Francisco Terán Blanco como tesorero, además de otros quince vocales.

El volumen de negocio de Dcoop en 2019 alcanzó los 1.009 M€ en un ejercicio en el que el sector agroalimentario sufrió  más que nunca las consecuencias de decisiones geopolíticas en las que ha resultado damnificado, como la imposición de aranceles de un 25% por parte de Estados Unidos a productos españoles tan emblemáticos como el aceite de oliva, el vino o la aceituna; la incertidumbre ante la revisión de la Política Agraria Común (PAC) para el próximo período; las relaciones comerciales, tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea, o el acuerdo con Mercosur. También las grandes cosechas están pesando en los mercados.

Según esta entidad asociativa, gracias a la alianza que hace años realizó  con el grupo Pompeian en EEUU, la Sección de Aceite está mejor posicionada –de momento y a falta de ver cómo quedan los aranceles definitivamente- ,ya que puede seguir embotellando aceite de oliva  español en las plantas de envasado de su socia estadounidenses sin aranceles.

Ayudar a las cooperativas y a sus socios a reducir costes de producción, ampliar la bodega y trabajar para conseguir mercados que den salida cada vez a más producción, con el apoyo fundamental de la actividad de envasado, son las líneas de actuación del grupo  Dcoop.

Por su parte, la Sección de Aceituna de Mesa estrenó las instalaciones modernizadas de Dos Hermanas (Sevilla) y  demostró su capacidad de readaptación a los nuevos tiempos, que han puesto en jaque a todo el sector nacional.

A su vez, la Sección de Vinos-Baco continuó incrementando su producción de envasado en línea con lo previsto y puso en marcha el proyecto Devial junto a la alcoholera Gedesa de cara a abordar el mercado de destilación.

A finales de año arrancó  también en volumen la actividad en las plantas de industrialización de leche de cabra, que es el proyecto más señero dentro del sector ganadero de Dcoop.

En cuanto a la Sección de Suministros, continuó el ritmo de crecimiento en tiendas, reparación de maquinaria oleotécnica, abonos y fitosanitarios, carburantes, etcétera, con un incremento en facturación y unidades.

Por su parte, la Sección de Orujo, que puso en marcha varias inversiones, tuvo un comportamiento paralelo a la aceitera , en cuanto a evolución de mercado, mientras que la Sección de Cereales, una sección con una gran orientación hacia la materia prima para piensos, siguió sumando socios  y creó además la división de cereal ecológico.

Por último, en 2019 entró en funcionamiento la partidora de almendras de Villarrubia, que permite vender este producto en pepita o grano, además de cáscara. El crecimiento de la Sección de Frutos Secos continuó de manera exponencial debido a la suma de nuevos socios y a la entrada en producción de las nuevas plantaciones.

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018