Covid-19: JCB fabricará 10.000 carcasas de acero para respiradores diseñados por Dyson

La crisis del Covid-19 ha hecho que compañías como JCB se hayan puesto a trabajar para adaptar sus líneas de producción a la fabricación de elementos necesarios en estos momentos en los hospitales de todo el mundo como son los respiradores.

JCB recibió una llamada directa del primer ministro británico, Boris Johnson, a principios de este mes pidiéndoles ayuda para cubrir la escasez de respiradores y ayudar a salvar las vidas de miles de pacientes con coronavirus. El presidente de JCB, Lord Bamford, no dudó en movilizar inmediatamente un equipo de investigación e ingeniería para examinar posibles formas de ayuda.

Los ingenieros de la compañía no tardaron en idear y entregar los primeros prototipos de carcasas de acero para los nuevos diseños de respiradores creados por Dyson.

Así, en los próximos días JCB volverá a abrir la fábrica de cabinas de Uttoxeter (Staffordshire), una de las nueve fábricas que lleva cerrada desde hace casi dos semanas por la crisis del coronavirus, y que en estos días se ha readaptado para hacer carcasas especiales de acero para un nuevo diseño de respirador de la marca Dyson.

La compañía prevé dar salida a un mínimo de 10.000 carcasas, una vez que Dyson reciba la aprobación reguladora de su diseño.

El presidente de JCB, Lord Bamford, ha querido recalcar que: «cuando el primer ministro contactó nosotros no dudamos en ofrecer toda nuestra ayuda. Este proyecto ha pasado de la fase de diseño a la de producción en cuestión de días y estoy muy satisfecho de que hayamos podido desplegar las habilidades de nuestros talentosos equipos de ingeniería, diseño y fabricación tan rápidamente en un momento de crisis como éste».

Pero también ha querido dejar claro su compromiso de ampliar su ayuda. «Ésta también es una crisis global y naturalmente ayudaremos con la producción de más carcasas si estos respiradores son eventualmente requeridos por otros países», ha añadido.

Con la puesta en marcha de nuevo de la fábrica se espera que vuelvan a sus puestos cerca de 50 empleados afectados por el cierre temporal anunciado por la compañía la pasada semana.

JCB suspendió la producción en sus nueve plantas del Reino Unido al menos hasta finales de abril como resultado de la crisis del coronavirus. Esta decisión dejó en sus casas a la gran mayoría de sus 6.500 empleados, a los que la compañía les está pagando el 80% de su salario básico durante el próximo mes.

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018