Agenda 

Planas y Hogan inauguran Datagri, foro de la innovación y digitalización

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha subrayado hoy el importante papel que deberán jugar la innovación y la digitalización como herramientas imprescindibles para la agricultura del futuro, que deberá ser más inteligente, sostenible y competitiva, para luchar contra el cambio climático y contribuir a la preservación del medio ambiente y la consecución de los objetivos de la Agenda 2030.

Así lo ha afirmado en la inauguración de Datagri 2018 foro para el impulso de la transformación digital del sector agroalimentario, que se ha celebrado hoy en Córdoba, con la participación del comisario europeo de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan. Un foro, ha señalado el ministro, que aborda los retos de la agricultura del futuro, que deberá suministrar alimentos seguros y nutritivos a una población en continuo aumento, con una clase media emergente que demanda alimentos de mayor calidad.

El ministro ha resaltado la importancia del sector que ha situado a España como octava potencia mundial agroalimentaria, con 900.000 explotaciones agrarias y 29.000 industrias alimentarias, de las que más del 95% son pymes.Constituye por tanto, ha señalado Planas, la principal actividad económica en el medio rural y su directa relación con el éxito de otros sectores como el turístico y el sector servicios, lo convierten en un sector estratégico. Por ello, y de cara al futuro, ha planteado la necesidad de optimizar los recursos productivos actuales, haciendo uso de las nuevas tecnologías y de las herramientas digitales.

En el caso concreto del regadío, que aporta el 65% de la producción vegetal en España, Planas ha destacado la ventaja que ha supuesto la aplicación de la tecnología y la digitalización en la modernización del regadío español, que ha logrado reducir el consumo de agua en un 16% entre 2004 y 2015.

En esta línea ha puesto en valor el Sistema de Información Agroclimática para el Regadío (SIAR), que cumple 20 años aportando información meteorológica en tiempo real para la gestión de las necesidades de riego en cada momento.

España, ha subrayado Planas, está realizando una enorme apuesta por la innovación en el medio rural a través de las líneas de ayuda a la innovación (EIP-Agri) del Programa Nacional de Desarrollo Rural, con más de 57 M € de presupuesto.

A este respecto ha destacado también la Agenda para la digitalización del sector agroalimentario y forestal del medio rural que está preparando el Ministerio y que se presentará próximamente. En ella se abordan tres objetivos fundamentales como son la reducción de la brecha digital, el fomento del uso de los datos que son la materia prima de la sociedad digital y el impulso del desarrollo empresarial y de nuevos modelos de negocio.

Una iniciativa que se une al impulso de un Programa del Gobierno de extensión de Banda Ancha en zonas de baja intensidad de población, para llevar antes del 2020 Internet de calidad al 90 % de los municipios de menos de 5.000 habitantes.

El ministro también ha planteado la importancia que, en el marco de las negociaciones de la reforma de la PAC, se está dando a la innovación en el sector agroalimentario, forestal y en el medio rural. España, ha señalado, está defendiendo que sea uno de sus objetivos estratégicos y cuente con una dotación presupuestaria suficiente.

Sin conectividad, no hay digitalización

Por su parte, el comisario de Agricultura y Desarrollo Rural de la UE, Phil Hogan, reiteró lo que ya había señalado en muchas ocasiones: que la digitalización y la adopción de nuevas tecnologías requieren de plena conectividad en el medio rural, algo que aún está lejos de alcanzarse en nuestro país, principalmente en lo que se refiere a los territorios, más incluso que en los núcleos de población, que también.

Hogan indicó que para alcanzar la “tierra prometida”, necesitamos un mejor acceso a la banda ancha, conectividad e infraestructuras, con el fin de abordar la enorme brecha digital urbana-rural. Así, indicó que, mientras que el 76% de la población de la UE tiene acceso ahora a la banda ancha rápida, ese acceso solo es posible para el 40% de los hogares en las áreas rurales.”

El comisario señaló que esta es una “clara desventaja para el desarrollo de nuevos negocios, empleos y prosperidad en el medio rural. La falta de conectividad tiene un coste extremadamente alto para las poblaciones rurales en general, pero sobre todo para la agricultura en particular. Y para ayudar a cerrar esta brecha, señaló Hogan, se han destinado 6.000 M€ a la mejora del despliegue de la banda ancha, en especial en las zonas rurales y periféricas, en beneficio de unos 18 millones de habitantes del medio rural.

Por lo demás, el comisario irlandés afirmó que la Comisión Europea es firme partidaria de la digitalización del sector agrario, como parte de una misión más amplia para lograr la transformación digital de la economía europea. Una de las diez prioridadxes de la CE es, precisamente,  establecer un mercado único digital, ya que debido a las fronteras culturales, económicas e institucionales, Europa tiene un mercado más fragmentado que Estados  Unidos. Y esto puede ser un reto para muchos sectores.

Hogan hizo referencia a las políticas existentes que apoyan la digitalización del sector agrario en la UE, que ya está transformando la manera en como producimos nuestros alimentos y gestionamos la tierra, la forma en que comemos y consumios nuestros alimentos e incluso la forma en que investigamos.

El comisario destacó la iniciativa “Digitalización de industrias europeas”, en apoyo al desarrollo de plataformas industriales digitales y proyectos piloto a gran escala; el programa de investigación e innovación en la UE, Horizonte 2020, que será sustituido por un nuevo programa con mayores fondos, denominado Horizonte Europa, y en el que se invertirá, duplicando los fondos en el periodo 2021-2027, con más de 10.000 millones de euros,  en la creación de plataformas de integración digital agraria.

El comisario señaló también la iniciativa del sector privado de desarrollar un Código de Conducta para el intercambio digital de datos agrícolas”,  que reconoce que el acceso y el uso de los datos de una explotación debe ser decidido por el propio agricultor. “Y esa es también mi convicción”, añadió Hogan.

También se busca proporcionar a todos aquellos que tengan una buena idea en este ámbito las herramientas necesarias para poder desarrollarla y, por eso, añadió, apoyamos la creación de una vasta red de Centros de Innovación Digital para la Agricultura en toda la Unión Europea, que colaboren entre sí y en donde se brindará acceso a la financiación, al asesoramiento y a cualquier otro elemnto que pueda apoyar la realización de muchas de las buenas ideas que van surgiendo a nivel europeo.

Hogan recordó que Andalucía está muy involucrada en este proyecto y ya cuenta con su propioo Centro de Innovacón Digital Agrícola.

Por lo demás, el comisario de Agricultura hizo referencia a la ética de la inteligencia artificial, a la privacidad, a la imparcialidad combinada con la apertura de muchos dominios, etc .  “Pasos positivos en la dirección correcta para evolucionar hacia un sector agroalimentario digitalizado, pero donde se va avanzando demasiado lentamente.

Inmensos desafíos

Phil Hogan indicó de forma tajante que “necesitamos acelerar ese avance hacia una  mayor digitalización del sector agrario y agroalimentaria, por los desafíos a los que se enfrentan nuestros agricultores hoy en día son inmensos: se les pide que produzzcan más y mejores alimentos, mientras usan menos insumos. Tienen la obligación de reducir su “huella” ambiental y se espera que cumplan también con las demandas cambiantes de los consumidores y, por si fuera poco, que se enfrenten al cambio climático y a los mercados globales volátiles agroalimentarios.”

El comisario ligó el mayor presupuesto destinado a la investigacion e innovacion digital en el sector agrario y agroalimetnario, con el hecho de “haber elevado nuestras ambiciones de sostenibilidad climática y ambiental en nuestras propuestas para la futura PAC, colocando la digitalizacion como un objetivo trasversal.

Los Estados miembros deben explicar cómo incluirán y apoyarán las inversiones en este campo (modernización,  innovación, diversificación, adoptación de nuevas tecnologías y oportunidades digitales en el sector agrícola) en sus futuros planes estratégicos nacionales de la PAC, así como en el desarrollo de las infraestructura y del capital humano necesario, incluyendo el asesoramiento para crear nuevas oportunidades y mejorar la conectividad para hacer más atractivas a las zonas rurales.

Sobre la intervención pública para crear un mercado único digital y un entorno digital abierto y equlibrado para la producción sostenible de alimentos, Hogan hizo referencia al área de Gobierno electrónico, en donde se trabaja para mejorar el Sistema de Identificación de Parcelas (LPIS) y también a otros datos espaciales del Sistema de Control Integrado (IACS), que deberían ser compartidos por los Estados miembros.

Hogan hizo mención a que Europa cuenta en la actualidad con la constelación de satélites de uso civil de imágenes de la Tierra más completa y de mayor rendimiento, como los Centinels del sistema Copernicus, que ofrecen nuevas fuentes de datos importantes para tareas clave de la PAC, como previsiones y supervisión de los rendimientos productivos. También, añadió, tenemos navegación y posicionamiento de clase mundial, con el Galileo; capacidad para manejar el “big data” en la nube, así como una comunidad científica activa, creativa y productiva que avanza en el uso de la inteligencia artificial.

Por último, Hogan defendió los proyectos de “Smart Villages” y “Smart Eco-Villages” y su enfoque, que pueden servir como modelos de inspiración para los municipios rurales ya a partir de 2019, con el fin de aprovechar la conectividad y la digitalización para crear una vida mejor en estas zonas.

Liderazgo andaluz

Europa reconoce el liderazgo de Andalucía en la digitalización del tejido agroalimentario comunitario, como resaltó el comisario europeo de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan, durante su participación en el III Foro de la Transformación Digital del Sector Agroalimentario, Datagri, celebrado en Córdoba.

En este foro, señaló  el consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, ha quedado patente el papel de referencia que desempeña la región en una revolución tecnológica que “está marcando un antes y un después en la gestión del sistema agroalimentario europeo”.

“Las palabras del comisario, afirmó Sánchez Haro, refuerzan el trabajo que venimos haciendo desde hace tiempo”, ejemplificando todo este proceso en que “tenemos que conseguir que nuestros agricultores y ganaderos tengan la explotación en su teléfono móvil”

Asimismo, el consejero aplaudió la apuesta por la coordinación entre centros de investigación y formación, la universidad, el sector y la administración. “La transformación digital no es una opción de futuro, es una obligación y es ya presente, aseveró el consejero.

La transformación digital “es una prioridad política de la Junta de Andalucía”. Así lo prueba, desde su óptica, el hecho de que desde la Consejería de Agricultura “lideramos y coordinamos un partenariado temático sobre Trazabilidad y Big Data en la cadena de valor agroalimentaria”. En esta red, que tiene su origen en las plataformas de especialización inteligente (RIS3) de la Comisión Europea, participan 20 regiones comunitarias y más de 750 agentes de los sectores agro y TIC europeos.

De igual modo, en Andalucía “hemos puesto en marcha el Digital Innovation Hub (DIH) – Agrotech, un entorno colaborativo “que tendrá su sede en Córdoba” y cuyo objetivo es crear y promocionar el establecimiento de un ecosistema de innovación en torno a la aplicación de las nuevas tecnologías a la cadena de valor agroalimentaria.

Para conectar otros “hubs”, esta Comunidad autónoma participa, “muy activamente”, en el proyecto europeo Smart Agri Hubs, con 108 socios iniciales y un presupuesto de 20 millones de euros. “Vamos a ser responsables de monitorizar la red europea de DIH y seremos el punto de contacto para España y Portugal”.

Geoportal público

Sánchez Haro destacó también la importancia del Geoportal que se presenta, precisamente, en el marco de las jornadas, “una infraestructura de datos espaciales que formará un servicio de datos georreferenciado agrario, por primera vez conectado y público, que responde a la filosofía de open data o datos abiertos.

Estas iniciativas se unen, a su vez, a otras desarrolladas por la Consejería como los modelos predictivos de plagas; la APP InfoPAC Andalucía, que permite a agricultores y ganaderos consultar el estado de su solicitud de ayudas de la Política Agrícola Común (PAC); o los Agrolabs en los centros de investigación del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera (Ifapa) en Córdoba y Almería para mejorar la sensorización de los cultivos.

La Consejería de Agricultura, indicó Sánchez Haro, va a incluir la digitalización en los Grupos Operativos de Innovación del Programa de Desarrollo Rural (PDR) de Andalucía 2014-2020, un punto en el que “esperamos publicar la primera convocatoria específica antes de fin de año para que se inviertan tres millones de euros directamente en la transformación del sector”, ha apostillado

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2018