El mercado de maquinaria europeo vuelve a la senda del crecimiento

A la vista del último Barómetro de Negocio de la Asociación Europea de Fabricantes de Maquinaria Agrícola (CEMA) se espera que el mercado europeo de maquinaria agrícola vuelva a crecer en 2017. Las expectativas de ventas para la mayoría de los países europeos son positivas.

El mercado europeo de tractores siguió reduciéndose ligeramente durante el primer trimestre de 2017, más concretamente en un 1,3%. Mientras que la demanda de este tipo de máquinas en el primer trimestre aumentó en Bélgica (4,9%), Dinamarca (12,6%), Alemania (5,7%), Italia (13,8%), España (22,3%) y Reino Unido (26,4%), en comparación con el primer trimestre del 2016; la demanda disminuyó en Austria (-10,3%), Holanda (-2,3%) y Francia (-25,9%). La cifra de Francia, y dado al tamaño del mercado francés, arrastró consigo la cifra global de tractores en el mercado europeo.

Las ventas de tractores pequeños con potencias inferiores a 50 CV y las ventas de tractores más grandes con potencias por encima de 150 CV están aumentando mientras que la demanda para la mayoría de las categorías con potencias entre 50 y 150 CV es débil. Se espera también que la demanda de cosechadoras, segadoras, pulverizadoras y forrajeras disminuya en 2017.

Perspectivas muy diferentes

Para los dos mercados más importantes de Europa, Francia y Alemania, las perspectivas a futuro para maquinaria agrícola siguen siendo muy diferentes. Por un lado, en Francia el mercado disminuyó un 8% en 2016 en comparación con 2015. Para el primer semestre de 2017 se espera que esta tendencia continúe a un ritmo similar. El único mercado de máquinas que está escapando de esta tendencia negativa es el de las cosechadoras de forraje.

Por otro lado, el mercado de maquinaria agrícola alemán experimentó una disminución del 5% en 2016. Sin embargo, parece que el mercado está recuperándose lentamente y se estima un pequeño aumento para el 2017. En este país se espera un crecimiento en los segmentos de cosechadoras y empacadoras. Para otras máquinas, el mercado es estable o se espera que crezca tímidamente.

El mercado de maquinaria en Italia muestra una disminución constante desde 2012, con una disminución del 3,7% en 2016. Para 2017, se espera que el mercado siga disminuyendo en un 2,2%. La principal razón es la lenta tasa de reemplazo de los tractores debido a los bajos ingresos de los agricultores.

Como en 2016, se espera que el mercado en España crezca en 2017. Se esperan mayores tasas de crecimiento en pulverizadores, equipos de labranza y sembradoras, y algo menores en los segmentos de tractores y remolques.

Como era de esperar, la decisión del Brexit ha tenido un cierto impacto en el mercado de maquinaria en Reino Unido. El debilitamiento de la libra hizo que la maquinaria importada fuera más cara. Se prevé que en 2017 el mercado de maquinaria en Reino Unido se estabilice, después de una disminución del 2% en 2016. Se espera que el mercado de tractores vuelva a crecer a partir de su mínimo de 15 años en 2016, así como un aumento también para sembradoras.

En Holanda se prevé que el mercado permanezca estable. Los tractores y pulverizadores son los tipos de máquinas para los que se espera que la demanda disminuya en 2017 respecto a 2016. Para los tractores, esto es una continuación de la tendencia seguida en los últimos años. Para otras máquinas como segadoras, empacadoras, cosechadoras y picadoras de forraje se espera que la demanda aumente ligeramente.

El mercado en Bélgica disminuyó en 2016, y se espera que el mercado permanezca estable durante 2017. La demanda de tractores se redujo en un 3% y se espera que disminuya en 2017 un 10%, aproximadamente. La mayoría de tipos de máquinas experimentaron una pequeña disminución en 2016 y se espera que sigan disminuyendo o, en el mejor de los casos, permanezcan estables en 2017. La única excepción es el mercado de cosechadoras de forraje, que crece ligeramente.

Por último, en Austria, el mercado de maquinaria agrícola aumentó un 5,4% en 2016.

Un Barómetro que da esperanza

En general, las perspectivas de negocio son algo más positivas para otros mercados. Se espera que esto impulse la producción en varios países, a pesar de la débil demanda interna. También explica el estado de ánimo positivo entre los fabricantes que responden a la encuesta mensual del Barómetro de Negocio de CEMA.

El Barómetro muestra claramente las crecientes expectativas de negocio para los próximos meses. Considerando que, en octubre de 2016, la mayoría de las empresas esperaba un mercado cada vez menor o estable para los próximos seis meses, en torno al 53% ahora espera que su volumen de negocios aumente en los próximos seis meses.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015