ICEX y Cajamar promueven la internacionalización de las empresas palentinas

Cajamar Caja Rural y el Instituto de Comercio Exterior han reunido esta mañana en Palencia a 30 empresarios de la provincia con motivo de la celebración de una jornada dedicada a la internacionalización, en la que se han expuesto casos de éxito y estrategias para competir en el mercado exterior.

La jornada se enmarca en el ciclo “Desayunos Plataforma Internacional”, cuyo objetivo es favorecer la información y el traslado de experiencias entre los responsables de empresas interesadas en buscar clientes fuera de las fronteras nacionales.

El alcalde de Palencia, Alfonso Polanco, y el presidente de la Cámara de Comercio, Vicente Villagrá, han inaugurado el encuentro que ha contado también con las intervenciones de la directora territorial  de Comercio e ICEX en Castilla y León, Alin Lucio-Villegas de la Cuadra, y del director territorial de Cajamar, Raúl Ortega. Las exposiciones sobre casos de éxito en internacionalización han corrido a cargo del gerente de CT Bravo e Hijos, Jesús Bravo, y de  la directora de Atención al Cliente y una de las responsables de exportación de Seda Outspan Iberia, Blanca Carriedo y Julia Herrero, respectivamente.

En su intervención, Alfonso Polanco ha señalado “quiero agradecer a Cajamar la organización de esta jornada, en la que se pone de manifiesto la necesidad de que, en el momento actual, las empresas apuesten de forma decidida por la internacionalización tanto para mantenerse como para crecer; así como el hecho de que se haya querido ejemplificar el buen hacer en este tipo de prácticas con algunas de las empresas que residen en nuestra tierra y tienen sobrada experiencia y magníficos resultados”.

Por su parte, el presidente de la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Servicios de Palencia, Vicente Villagrá, ha incidido en que “las empresas de Palencia siguen contando con el apoyo de su Cámara para el desarrollo de su expansión internacional”.

Tras la inauguración, la directora territorial de Comercio e ICEX , Alín Lucio-Villegas de la Cuadra, ha subrayado que “ICEX España Exportación e Inversiones pone a disposición de las empresas servicios, herramientas y programas para  la internacionalización en todas sus fases. Apoyamos tanto a las que se encuentran en sus primeros pasos, consolidando sus exportaciones  ó implantándose en el exterior”.

Asimismo, el director territorial de Cajamar, Raúl Ortega, ha destacado la estrecha relación desde hace décadas de la entidad con las empresas exportadoras agroalimentarias, lo que le sitúa como entidad pionera y especialista en internacionalización. “En 2016- ha añadido- hemos incrementado un 25% la inversión destinada al negocio internacional de las pymes. Además de productos financieros especializados, a través de la Plataforma Internacional Cajamar ponemos a disposición de las pymes y cooperativas españolas una línea de servicios integrales que son prestados por 15 empresas especializadas en servicios internacionales que cuentan con gran experiencia para apoyarles en su acceso a nuevos mercados. Ya son más de 3.000 las pymes que han visitado nuestra plataforma en menos de un año desde su lanzamiento”.

Casos de éxito en internacionalización

Olam, con sede central en Singapur, fue fundada  en 1989 y tiene presencia en 70 países. Dispone de 199 plantas de procesamiento en todo el mundo y 62.500 empleados. Desde 2012, Olam cuenta con una filial en España denominada Seda Outspan Iberia, empresa productora y distribuidora de café soluble líder en exportación. Desde sus inicios hasta ahora, Olam ha pasado de exportar un solo producto a convertirse en líder del sector agroalimentario a nivel mundial, y concretamente Seda Outspan ha alcanzado una capacidad de producción anual de café soluble de 10.500 TM.

La directora de Atención al Cliente de Seda Outspan, Blanca Carriedo, explicó durante su intervención que para poner en marcha un plan de internacionalización “es imprescindible realizar estudios de mercado para elegir el país óptimo para nuestro producto. Debemos conocer el mercado y los hábitos de consumo del país, familiarizarnos con los proveedores líderes del sector y su posicionamiento, evaluar si nuestro producto tiene cabida o si es necesaria alguna adaptación y analizar posibles problemas en la legislación, distribución y packaging”.

Para ello, insistió en la necesidad de mantener contacto directo durante el proceso con ICEX, oficinas comerciales, embajadas y asesores externos, así como asistir a ferias y hacer viajes presenciales para conocer de primera mano el mercado. Asimismo, Julia Herrero señaló que “es importantísimo contar con una presentación atractiva de la empresa y del producto adaptada a cada mercado, en contenido e idioma, que  enfatice los puntos fuertes (certificados de calidad, valores éticos de la empresa, productos  FT, ecológicos, UTZ, “eco-friendly”), y que describa el producto  como único y personalizado para atender las necesidades y gusto del consumidor del país destino”. Por otro lado, Herrero destacó que hay que tener en cuenta entre otros factores esenciales: el  packaging, las plataformas logísticas en el país destino, los seguros de transporte y condiciones de venta, la documentación para aduanas (en el caso de países de fuera de la UE) y las coberturas de riesgo.

El otro caso de éxito expuesto durante el encuentro fue el de CT Bravo e Hijos S.A.  Se trata de una empresa familiar del sector agroalimentario, ubicada en Alar del Rey, gestionada de generación en generación por la familia Bravo. Los inicios de su actividad comercial se remontan a mediados del pasado siglo (años 50), con el padre y abuelo del actual gerente. Esta empresa, que en 1989 pasó a ser una Sociedad Anónima tomando el nombre por el cual se la conoce en la actualidad, se encuentra en continuo crecimiento tanto a nivel de territorio como de productos lo que le ha situado como referente empresarial en comercio al por mayor de cereales, fertilizantes, simientes y alimentos para animales. En la actualidad exporta a más de 10 países europeos y asiáticos.

Su gerente, Jesús Bravo, ha resaltado que la península Ibérica, al estar rodeada de agua por el 80% de su perímetro, supone que la mayor parte de las zonas tienen un puerto relativamente cercano y esto es una posibilidad que no todos los países tienen y que favorece la exportación. “Y para poder exportar- ha indicado- es imprescindible buscar nichos de mercado o bien volúmenes muy grandes, tener los deberes hechos y conocer nuestros puntos fuertes y débiles”. En este sentido, ha subrayado la necesidad de “saber todos nuestros costes y averiguar los de nuestros competidores, tanto nacionales como extranjeros, para poder garantizar la venta con el máximo beneficio”.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015