Las rutas enológicas en la DO Alicante, una alternativa al turismo mediterráneo convencional

En contrapunto a las clásicas vacaciones y descansos en el Mediterráneo, tradicionalmente basados en el sol y la playa, en la DO Alicante se plantean alternativas enológicas que pueden hacer de las escapadas una experiencia diferente. Y es que, a pesar de no ser el clásico plan vacacional, esta región está plagada de bodegas y rincones gastronómicos de altura.

Claro ejemplo es la denominada Ruta del Vino, que tiene como fin impulsar las comarcas del interior de la provincia, así como sus joyas enológicas. El objeto de esta ruta es, además, acercar todos los productos de la zona al consumidor final, cada vez más involucrado con la gastronomía y en busca de alternativas diferenciadoras.

La región de Alicante se encuentra separada en dos comarcas: Vinalapó al sur, y Marina Alta y Baja al norte. Estas dos regiones, a pesar de sus diferencias, se encuentran unidas por un nexo común: la vid y su tradición vitivinícola, que se ha ganado, a lo largo de los años, un más que merecido prestigio.

Parte imprescindible de esta tradición es el cultivo de la Monastrell, una uva singular, adaptada a las peculiaridades mediterráneas. Y es que puede soportar perfectamente las muchas horas de sol y suelos pobres e, incluso, sobremadurar en cepa para dar como resultado vinos de licor o el Fondillón, un vino generoso único, de complejísima elaboración, sabroso y elegante, uno de los tesoros de la bodega mundial. Pero la Monastrell está también en la base de vinos tintos secos, jóvenes, crianzas, reservas o dulces diversos.

La ruta del vino de Alicante es una propuesta enoturística alternativa y diferenciadora en la provincia donde las comarcas del interior poseen una gran tradición vitivinícola donde el vino representa en la cultura y en la tradición provincial un gran sello de identidad y un elemento económico de singular importancia, diferenciador con respecto a otras regiones.

Un congreso en torno a la Monastrell

Como parte de la promoción de los vinos de la zona, la DO Alicante está organizando un congreso en torno a esta uva y sus peculiaridades. El Congreso, que tendrá lugar el 12 de noviembre, reunirá en el mismo espacio a periodistas internacionales de reconocido prestigio, así como a algunos de los mayores expertos nacionales en vino y, en concreto, en esta variedad de uva.

El principal objetivo del Congreso será reivindicar y revalorizar tan espléndido y diferenciado varietal, que se abre camino desde el Mediterráneo. Quizá aún no se haya popularizado suficientemente y el encuentro alicantino aspira a confirmarlo como una novedosa y sorprendente alternativa entre los grandes vinos españoles. Porque, además, las modernas técnicas aplicadas a la elaboración han permitido que los vinos en cuya composición entra la Monastrell ganen en finura y sutileza.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015