La Semana Santa ralentizó las salidas de aceite de oliva al mercado en abril

Los días no lectivos de la Semana Santa de abril pasado pusieron el freno a las salidas de aceite de oliva al mercado. Según datos, aún muy provisionales de la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA), que se revisarán a finales de mes, la comercialización se quedó en 98.870 toneladas, la cifra más baja en un mes en la actual campaña 2016/17.

De este volumen, se estiman  60.000 toneladas con destino a la exportación y 38.850 t  para atender la demanda del mercado interior, que es donde, realmente, se produce la ralentización.

Con este avance de datos, las existencias totales a 30 de abril pasado quedarían, por tanto en unas 805.000 toneladas, unas 88.500 t menos que el mes anterior y 82.000 t por debajo de las de la anterior campaña por estas mismas fechas.

Del citado stock, quedarían en almazaras 579.000 t; en los depósitos del Patrimonio Comunal Olivarero (FPCO), otras 28.000 t, y en poder de envasadoras y otros operadores, unas 197.180 toneladas.

La producción de aceite de oliva en el mes de abril alcanzó apenas las 4.235 toneladas, con lo que se estaría muy cerca de darla casi por finalizada ya en la actual campaña. En su conjunto, el total acumulado es de 1.279.000 t y la previsión es que la  cifra definitiva quede al final por debajo de 1,3 millones.

El balance de oferta disponible de aceite de oliva quedaría en torno a 1,7 Mt, sumando unas 90.000 t provisionales de importación, mientras que las salidas al mercado alcanzarían en cifras redondas sobre 1,5 Mt, de las cuales en torno a un millón, con un incremento del 15,2%, iría al exterior y otras 500.000 t, con un descenso del 0,5%, que se nos antoja leve, a atender la demanda interna.

Por tanto, quedaría un stock final para enlazar con la siguiente campaña 2017/18, y  el par de meses antes de que pueda comercializarse el aceite de nueva cosecha, de apenas 200.000 t, algo que puede ser calificado como de “técnicamente 0”.

En los siete meses de campaña contabilizados (octubre de 2016 a abril de 2017), la salida media de aceite de oliva al mercado fue de unas 125.000 toneladas, a un precio medio algo por encima de los 3,54 €/kilo, según las cifras que maneja el Sistema Poolred, de la Fundación del Olivar, que suponen un incremento del 15% sobre la campaña anterior.

En este sentido y atendiendo a estos datos, el valor económico aproximado de la comercialización del aceite de oliva en origen rozaría ya los 5.000 millones de euros, una cifra de récord histórico, que previsiblemente se superará si se mantienen, como es de prever, la firmeza de las cotizaciones.

En la semana del 5 al 11 de mayo, Poolred calculaba un precio medio salida bodega o almazara en origen para el aceite de oliva de 3,99 €/kg, superando los 4,05 €/kg en la categoría virgen extra; los 3,96 €/kg en el virgen y acercándose a los 3,9 €/kg en los lampantes B 1º de acidez para refinado.

Por su parte, los PVP del  aceite de oliva al consumidor superaban de media 5 €/litro en la categoría virgen extra, subiendo hasta una horquilla de entre 3,8 y 4,5 €/l en la categoría virgen y en otros aceites de olivas refinados.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015