La Red Estatal del Castaño demanda medidas inmediatas al Magrama ante la amenaza de la avispilla

La Red Estatal del Castaño, órgano que agrupa a los representantes del sector de la castañicultura de las regiones productoras más importantes de España, se reunió con técnicos responsables del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente para analizar la extensión de la plaga de la avispilla del castaño.

La convocatoria de la reunión ha venido motivada por los datos que apuntan a una extensión generalizada de la plaga por las zonas productoras de castaña de España, que salvo Castilla y León donde aún no se ha detectado, todo apunta a que la plaga se está extendiendo a una velocidad extremadamente rápida, sobre todo en Galicia y Málaga. Estas últimas detecciones confirman la necesidad urgente de establecer medidas que minimicen su rápida propagación y el control inmediato de esta especie invasora, originaria de China pero que lleva presente en Europa desde 2002, año en el que fue declarado por primera vez en Italia, y que llego a España en el 2012.

La Red Estatal del Castaño, solicitó al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente la puesta en marcha de medidas que contemplen una estrategia de erradicación y control de esta especie invasora de forma coordinada con las diferentes comunidades autónomas, así como la inmediata ejecución de un programa de control biológico, único método que se ha revelado eficaz hasta la fecha para el control de este insecto.

Representantes de Galicia, Castilla y León, Extremadura, Andalucía y del resto de regiones productoras integrantes de la Red Estatal del Castaño en un momento de la sesión celebrada ayer en Madrid con los representantes del Magrama. Fuente: Red Estatal del Castaño.

El bosque de castaño es uno de los hábitats que está declarado prioritario dentro de la directiva hábitat de la Unión Europea, y la pérdida que supone la propagación de la plaga puede decirse que es una de las catástrofes ambientales y económicas ligadas al medio natural más importante de los últimos tiempos.

El castaño, que actualmente ocupa una superficie superior a las 300.000 ha en nuestro país, es una de las especies cuyo aprovechamiento más recursos genera en las áreas donde está presente. La recogida y comercialización de la castaña es una de las actividades que más beneficio reporta a las zonas productoras para sus habitantes gracias a la venta del producto en fresco y a la importante industria transformadora dependiente del mismo, y que tanto empleo genera.

Por tanto, la pérdida de producción de castaña puede representar a nivel nacional no solo una pérdida ambiental y paisajística irreparable sino también la pérdida de puestos de trabajo y de generación de rentas en el medio rural de nuestro país, algo imperdonable en el estado actual de nuestra economía.

La Red Estatal del Castaño instó al ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente a la autorización como agente de control biológico del Torymus sinensis, parasitoide especifico capaz de controlar la plaga, una solución que se ha demostrado ya en otros países como Italia, Francia o Portugal, como la única medida eficaz de frenar la extensión y control de la plaga.

La experiencia acumulada en las regiones de Italia o Francia en los pasados años debe aprovecharse para minimizar las afecciones en España y adelantarnos a la aplicación de las soluciones eficientes adoptadas en otros países como la vecina Portugal.

La inmediata puesta en marcha de este programa de lucha biológica para controlar la propagación de la plaga, si se realiza con celeridad tendrá un coste mucho menor que si se espera a la extensión de su propagación, reduciendo igualmente la repercusión económica y los daños colaterales de su extensión.

El castaño, ya afectado por otras plagas y enfermedades, ha sufrido una importante regresión en las últimas décadas, por lo que esta nueva plaga puede suponer su puntilla final y hacernos perder este valioso recurso para las generaciones venideras.

Durante la reunión las organizaciones que componen la Red Estatal acordaron colaborar con el Ministerio en la medida de la urgencia de las actuaciones que se proponen, proporcionando el apoyo técnico y de conocimiento que el sector ha ido acumulando en estos últimos años.

No obstante, la Red Estatal del Castaño solicitará una reunión con la propia ministra para hacerle llegar no solo la preocupación de las miles de familias que están ya sufriendo los efectos de la plaga sino también la necesidad de establecer de forma inmediata las medidas extraordinarias necesarias.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015