Eroski promueve el consumo de frutas y hortalizas “feas”

Eroski presentó el pasado 26 de octubre una campaña de sensibilización social ante el desperdicio alimentario y de promoción del consumo responsable. Durante todo el mes de noviembre, comercializará frutas y hortalizas “feas”, que no corresponden a los estándares de apariencia establecidos pero que cuentan con la misma calidad en sabor y propiedades nutricionales.

Para subrayar este mensaje, Eroski tachará la palabra “feas” en su slogan para recalcar que no por diferentes son peores. La campaña se desarrollará en establecimientos de Eroski de todas las regiones de España, salvo Canarias y Baleares.

Un total de trece variedades de frutas y hortalizas clasificadas como de segunda categoría por su aspecto o tamaño pero con total calidad nutricional y organoléptica, serán ofertadas a los consumidores con descuentos de hasta el 50% en el precio. Su origen es variado y proceden mayoritariamente de Almería (calabacín, tomate, pimiento y berenjena) y Levante (naranja, mandarina, lechuga y kaki), a las que se añaden manzanas de Lleida, zanahorias de Valladolid, ajos de Cuenca, patata de Alava y cebollas de La Mancha. Eroski prevé superar el millón de  unidades comercializadas de estas frutas y hortalizas.

Se trata de una iniciativa compartida con colectivos de Socios Cliente, quienes propusieron la idea inicial y nos han ayudado a darle forma. Lo más destacable es que se trata de una acción comercial que, promoviendo un consumo más responsable, aspira a remover conciencias en torno al desperdicio alimentario con el que Eroski tiene un fuerte compromiso sostenido en el tiempo”  señaló el director de Responsabilidad Social de la cadena vasca de distribución, Alejandro Martínez Berriochoa, quien subrayó que “al año se desperdician más de mil millones de toneladas de alimentos en el mundo, ocho millones de los cuales corresponden a España. Y entre el 20% y el 40% de las frutas y verduras producidas en Europa son desechadas antes de llegar a las tiendas”.

Eroski mantiene un firme compromiso contra el despilfarro de alimentos, que desarrolla a través del programa ‘Desperdicio Cero’, por el que ningún alimento apto para el consumo es desechado en sus tiendas, sino que es donado a organizaciones solidarias del entorno próximo de cada tienda.  Gracias a este programa, Eroski se convirtió en 2013 en la primera cadena de distribución en España que alcanzaba el ‘Desperdicio Cero’ en toda su red de hipermercados y supermercados.

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015