Bruselas defiende que los acuerdos comerciales potencian el sector agroalimentario de la UE

Los acuerdos comerciales han contribuido a impulsar las exportaciones agrícolas de la UE y han apoyado el empleo en el sector agroalimentario y otros sectores de la economía, según un nuevo estudio independiente llevado a cabo por encargo de la Comisión Europea. En él se examinan exhaustivamente los acuerdos comerciales con tres países: México, Corea del Sur y Suiza.

En palabras de Phil Hogan, comisario de Agricultura y Desarrollo Rural: «Estos tres acuerdos por sí solos han aumentado las exportaciones agroalimentarias de la UE en más de 1 000 M€ y han incrementado el valor añadido del sector agroalimentario en 600 M€. La misma importancia tiene el hecho de que este incremento de las exportaciones ha prestado apoyo a miles de puestos de trabajo en total en el conjunto de la UE, la mayoría de ellos en el sector agroalimentario, y en particular en el sector agrícola primario. Estas cifras demuestran claramente que unos acuerdos comerciales ambiciosos y equilibrados resultan favorables para el sector agroalimentario europeo.».

Por su parte, la comisaria de Comercio, Cecilia Malmström, declaró que «los acuerdos comerciales, si se hacen bien, son una fuerza positiva para nuestros agricultores y productores de alimentos. Este estudio también ofrece importantes pistas sobre la manera de seguir suprimiendo trámites innecesarios y eliminar obstáculos en nuestras negociaciones comerciales de cara al futuro.».

El estudio demuestra que los acuerdos han contribuido a un aumento del comercio en ambos sentidos, con un aumento de las exportaciones de la UE y un incremento de las importaciones de productos procedentes de esos tres países, ofreciendo a los consumidores y empresas de la UE un mayor acceso a los productos agroalimentarios.

Cabe señalar que, según el estudio, el incremento de estas importaciones tiene escasos efectos en la producción interna de la UE, pues refleja ante todo una sustitución de las importaciones procedentes de otros terceros países o un aumento del consumo en la UE. Más concretamente, en relación con los tres acuerdos, el estudio pone de manifiesto que merced al Acuerdo UE-México, las exportaciones agroalimentarias de la UE experimentaron un aumento de 105 M€ en 2013, tres años después de que ambas partes hubiesen suprimido todos los obstáculos comerciales que se habían comprometido a eliminar en el acuerdo.

La mayor parte de estas exportaciones consistía en productos alimenticios transformados y bebidas. Ese mismo año se registraron importaciones adicionales, en su mayoría de productos básicos, por valor de 316 M€.

El estudio también señala el potencial que encierra para el sector agrícola de la UE la eliminación de los aranceles y obstáculos restantes. Esta cuestión se está examinando actualmente en las negociaciones para modernizar el Acuerdo UE-México.

Aunque todavía no se aplica plenamente, el Acuerdo de Libre Comercio (ALC) UE-Corea del Sur dio lugar a exportaciones suplementarias de productos agroalimentarios de la UE por valor de 439 M€ en 2015 (último año para el que se dispone de datos), principalmente en forma de productos básicos y materias primas. Ese mismo año se registraron importaciones adicionales, en su mayoría de productos transformados y bebidas, por valor de 116 millones.

Los acuerdos comerciales UE-Suiza sobre productos agrícolas y productos agrícolas transformados permitieron en su conjunto incrementar las exportaciones agroalimentarias de la UE en 532 M€ en 2010, a los tres años de aplicarse plenamente. Estas exportaciones consistían primordialmente en alimentos transformados y bebidas. Las importaciones adicionales ascendieron a 1,17 millones y consistían principalmente en productos básicos.

El estudio resalta la importancia de seguir de cerca las negociaciones comerciales de los principales competidores de la UE para que esta no vaya a la zaga en lo relativo a las condiciones de acceso a mercados importantes para los productos agroalimentarios.

También señala que, más recientemente, ambiciosos acuerdos como el Acuerdo comercial UE-Corea del Sur, que entró en vigor en 2011, tienen efectos más positivos que acuerdos más antiguos y de carácter menos global como el Acuerdo UE-México de 2000. Ello pone de manifiesto la creciente calidad y eficacia de los acuerdos comerciales de la UE en términos de eliminación de obstáculos y de éxito en la mejora de la competitividad del sector.

El estudio también insiste en la importancia de las campañas de promoción e información de la UE para ayudar a los exportadores de la UE a acceder a nuevos mercados y desarrollar sus empresas en los mercados existentes.

La Comisión aumentó considerablemente su presupuesto para promoción y el comisario Hogan ya ha realizado visitas de alto nivel a seis países (Colombia y México, China y Japón, Vietnam e Indonesia) para promover los productos agroalimentarios de la UE y ofrecer a las empresas y organizaciones de la UE la posibilidad de encontrar nuevas oportunidades comerciales en esos países. La próxima visita de este tipo se efectuará en mayo a Canadá, que ha concluido recientemente su propio acuerdo de libre comercio con la UE.

La comisaria de Comercio de la UE, Cecilia Malmström, también visitará Canadá en marzo, así como Singapur (otro país con el que la UE ha celebrado recientemente un acuerdo comercial) y, ya avanzada la primavera, México.

Las exportaciones agroalimentarias de la UE alcanzaron niveles récord en 2016. Los tres acuerdos comerciales también contribuyeron a que 2016 fuera un año récord para las exportaciones agroalimentarias de la UE con exportaciones totales por valor de 130 700 M€, 1 700 millones más que en 2015.

Los mayores incrementos anuales los registraron las exportaciones a los Estados Unidos (+1 260 M€) y China (+1 060 M€). Al mismo tiempo, el valor de las importaciones agroalimentarias de la UE disminuyó un 1,5 %, cifrándose en 112 000 millones de euros.

El sector agroalimentario representó el 7,5 % del total de las exportaciones de mercancías de la UE en 2016; el 6,6 % del conjunto de las mercancías importadas corresponde a los productos agroalimentarios. Con un superávit de 18 800 M€, el sector agroalimentario representa prácticamente la mitad del superávit global de la Unión Europea en el comercio de mercancías, que ascendía a 39 300 M€ en 2016.

 Contexto

El estudio, realizado por la consultora independiente Copenhagen Economics por encargo de la Comisión, analizaba los efectos en las exportaciones de productos agroalimentarios de tres tipos distintos de acuerdo comercial: los acuerdos más antiguos, de «primera generación», como el celebrado con México; la nueva generación de acuerdos de libre comercio de alcance amplio y profundo, como el celebrado con Corea del Sur; y los acuerdos sectoriales específicos, como el celebrado con Suiza.


Los ficheros adjuntos son visibles únicamente para usuarios registrados. Pulsa aquí para registrarte.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015