Bodegas PradoRey crece un 16 por 100 en 2014

Con sedes en la Ribera del Duero y Rueda, el grupo de Bodegas PradoRey experimentó en el pasado ejercicio un crecimiento del 16% en su facturación y un incremento de las ventas en el 90% de los mercados en que opera. El aumento de su volumen de exportación, la apertura de nuevos canales de distribución como el on line, la recuperación del sector hostelero y su adaptación al mercado y al consumidor a través de nuevos formatos y nuevos vinos son algunos de los motivos.

Bodegas PradoRey, empresa 100% española y familiar, con sedes en Ribera del Duero (Real Sitio de Ventosilla) y Rueda y dirigida por Fernando Rodríguez de Rivera Cremades, experimentó en 2014 un crecimiento del 16% respecto al ejercicio anterior. Se trata de una excelente noticia para el sector agroalimentario en general y para el vitivinícola en particular, que confirma que con constancia, esfuerzo y espíritu de innovación se puede superar con éxito la crisis económica que vive el país desde 2008.

Esta cifra del 16% responde a un incremento de sus ventas en el 90% de los mercados en los que están presentes sus vinos. Especialmente en el mercado nacional, en el que han experimentado un notable aumento de las ventas de sus vinos de alta gama como ADARO de PradoRey, PradoRey Élite, PradoRey Reserva y Gran Reserva o PR3 Barricas -principalmente en Madrid y en zonas turísticas como Alicante, Girona o Ibiza- y donde se ha visto una importante recuperación en el canal hostelería ‘que empezó en el segundo semestre del 2013 y se ha mantenido durante todo el 2014’.

Respecto al mercado internacional, PradoRey está presente ya en más de 30 países, con un 30% de la facturación total de la empresa correspondiente a exportación. En el último año ha reforzado su posicionamiento en Bélgica, Colombia, Japón, Polonia, Dinamarca, México y Reino Unido, además de contar con una importante presencia en países como Canadá -en las provincias de Ontario y Quebec -, China -especialmente en Pekín, Shanghai, Yiwu, Hangzhou y Harbin- y Estados Unidos -donde operan con varios importadores en 19 estados-.

El crecimiento de la empresa en este último ejercicio se ha debido, en parte, a la apertura de nuevos canales de distribución como Internet -a través de la firma de acuerdos con distintas plataformas de venta on line- y a la diversificación de su oferta con la creación de un vino en Rioja: Tiero. Un proyecto con el que ha buscado ‘ampliar la cuota de mercado del grupo y optimizar nuestros canales de distribución’ y que la ha convertido además en una de las pocas bodegas de origen ribereño que se aventura a producir vino en tierras riojanas. Pero sobre todo, el éxito de PradoRey, que ya se ha consolidado como un auténtico referente en la elaboración de vinos singulares por pequeñas parcelas, reside en su espíritu de innovación y su afán por adaptase a las demandas del mercado y del consumidor actual.

Fundada por Javier Cremades de Adaro en los años 80 sobre el Real Sitio de Ventosilla, la finca más especial y extensa del norte de España, Bodegas PradoRey ha sido desde sus inicios una bodega pionera. Lo fue en años 90 al apostar por la categoría Roble como buque insignia de sus tintos, en una época en la que sólo existían vinos jóvenes o crianzas, y en hacer el primer rosado elaborado con Tempranillo y Merlot a partes iguales y fermentado en barrica que aceptó la D.O. Ribera del Duero. Y lo ha sido en los últimos años con la incorporación de los más avanzados sistemas de vinificación de la uva blanca a nivel mundial en Rueda -como el sistema Boreal-, con la introducción para algunos de sus productos del tapón de rosca -los primeros aceptados por el Consejo Regulador de la Ribera del Duero-  y con la creación de nuevos vinos como el PR3 Barricas -un Verdejo 100% fermentado en barrica-, PradoRey Sauvignon Blanc Seco -de maduración lenta- o el Lía de PradoRey, el primer blush rosé de la Ribera del Duero, que han tenido una gran aceptación en el mercado español.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015