Basf prevé comprar por 5.900 M€ buena parte del negocio de fitosanitarios y semillas de Bayer

El grupo farmacéutico y químico alemán Bayer acordó la venta a la multinacional también germana, Basf, de una parte importante de su negocio de fitosanitarios no selectivos y de semillas por 5.900 millones de euros. La intención es evitar solapamientos y poder financiar la compra del fabricante estadounidense de semillas, Monsanto, a principios del próximo 2018.

Bayer informó que la venta incluye el negocio de glufosinato de amonio, que es un fitosanitario herbicida, y las actividades con algunas semillas, que generaron, en ambos casos, una facturación de 1.300 millones de euros en 2016. No obstante, la venta de estos negocios depende de que Bayer logre cerrar finalmente la adquisición de Monsanto.

Para Werner Baumann, presidente del Consejo de Bayer, “estamos adoptando un enfoque activo con el que afrontar potenciales problemas regulatorios, con el objetivo de facilitar el cierre exitoso de la compra de Monsanto.”

Por su parte, Basf se compromete a mantener todos los empleos fijos transferidos con las mismas condiciones hasta, al menos, tres años después del cierre de la operación. Los 1.800 empleos que van a ser traspasados se encuentran principalmente en Estados Unidos, Alemania, Brasil, Canadá y Bélgica.

A su vez, la venta de parte del negocio de fitosanitarios a Basf también debe ser aprobada por las autoridades de defensa de la competencia. Los herbicidas que Bayer tiene intención de vender a Basf se comercializan bajo las marcas de “Liberty”, “Basta” y “Finale”, mientras que las semillas incluyen híbridos de colza, así como otras semillas de algodón y de soja de alto rendimiento y resistentes al herbicida para diversos mercados.

La venta incluye también a la tecnología LibertyLink, que hace que las semillas sean resistentes al herbicida, así como su investigación y desarrollo.

Se trataría, según Basf, de la mayor adquisición de su historia y accedería por primera vez al negocio de semillas, aprovechando la oportunidad de comprar activos muy atractivos en cultivos y mercados clave, según aseguró el consejero delegado de la firma alemana, Kurt Bock.

Bock afirmó que será un complemento estratégico para el exitoso negocio de protección de cultivos de Basf, así como para nuestras propias actividades en biotecnología.

La multinacional fotoquímica alemana, Bayer, quiere comprar Monsanto por 66.000 millones de dólares (unos 59.000 millones de euros). “Se trata de una operación, según Jeremy Redenius, analista de Bernstein, en el que las dos empresas germanas saldrán ganando.”

La decisión de Bayer de vender casi todo su negocio de semillas para el cultivo dará más facilidades a la multinacional alemana desde el punto de vista de la Competencia para hacerse con la norteamericana Monsanto, tras la investigación iniciada al respecto por parte de la Comisión Europea para determinar si la mega-fusión incumplía o no las normas sobre concentraciones.

Con esta compra, Basf se pone en línea con el resto de las multinacionales del sector agroquímico y de semillas, que habían iniciado una oleada de fusiones, que reducirán el número de compañías del sector de seis a solo cuatro. Estas fusiones incluyen la de Dow Chemical con DuPont y la de ChemChina con Syngenta.

Si llega a materializarse la compra de Monsanto por Bayer, daría lugar a que la empresa alemana se convierta en la mayor suministradora de semillas de cultivo del mundo. Esta empresa registró durante el pasado año unas ventas de 46.769 millones de euros, un 1,5% más que en el año anterior, con un beneficio neto de 4.531 millones, un 10,2% más que entonces.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015