Los eurodiputados españoles critican a Bruselas por debilitar los controles de sanidad vegetal frente a las plagas

Los eurodiputados españoles del Grupo de Socialistas y Demócratas y del Grupo Popular Europeo consideran que los cambios planteados por la Comisión Eurpea debilitan los controles de sanidad vegetal en la UE para evitar la entrada de plagas en el mercado comunitario desde terceros países, como la que afecta a los cítricos, “citrus cancer” y “black spot”.

Ante la comisión de Agricultura del PE,  la eurodiputada socialista, ClaraAguilera (S&D), denunció  la propuesta de la Comisión Europea de modificación de la Directiva  2000/29 sobre de sanidad vegetal y que  supone una rebaja de los controles de sanidad vegetal para evitar la entrada de plagas en la UE en los cítricos importados de terceros países. Su aprobación será a través de un Reglamento de Ejecución. Es decir, sólo Comisión y los Estados miembros podrán  debatir y votar dicha modificación, pero no el Parlamento Europeo.

En concreto, Aguilera se mostró contraria a dos puntos. El que hace referencia a relajar los controles de las plagas del citrus canker y black spot en cítricos con destino a la industria. “Las modificaciones que está proponiendo la Comisión Europea para las importaciones de cítricos son incomprensibles, rebajar los requisitos en los controles de plagas en productos que se van a comercializar en toda Europa sean para industria o para fresco, podría dar lugar a nuevas contaminaciones dentro del mercado interior”, manifestó

Asimismo, la eurodiputada criticó la medida que apuesta por un “tratamiento efectivo”  frente a la plaga Thaumatotibia leucotreta. “Lo que se debe exigir es el “tratamiento en frío” de los productos, que es el que exigen los principales países a sus importadores, como Estados Unidos.

Según señaló la eurodiputada socialista, “la dejadez y falta de sensibilidad que está mostrando el Gobierno español y especialmente la ministra de Agricultura con este tema, siendo el país con mayor producción citrícola de toda la UE (España es el sexto país productor del mundo) y por tanto el más perjudicado con esta modificación de la Directiva 2000/29 de Sanidad Vegetal, ha dado lugar a que ni siquiera se opongan a ello, y pueda aprobarse a finales de Junio.”

Aguilera recordó que, con más de 600.000 hectáreas en la UE, el de los cítricos es  un sector muy importante, tanto social como económicamente que da empleo a miles de personas en las zonas rurales. Igualmente, la exportación de cítricos es una pieza muy importante en relaciones comerciales de la UE, la propuesta podría repercutir en el balance positivo de la misma.

No menos controles

Por su parte, los eurodiputados del Partido Popular Europeo,  Pilar Ayuso, Esther Herranz y Ramón Luis Valcárcel urgieron también a la Comisión Europea a que no reduzca los controles sanitarios sobre las importaciones de cítricos procedentes de países terceros cuya adopción está prevista en las próximas semanas.

En una pregunta escrita, los eurodiputados populares solicitaron a la Comisión Europea que explique las razones por las que prevé reducir los controles sobre las importaciones originarias de los países terceros afectados por las plagas del “citrus cancer” y la “mancha negra”.

El proyecto de la Comisión, que modifica la Directiva 2000/29 sobre sanidad vegetal, alertó al sector productor  español, al prever, entre otras medidas, una disminución de los controles sobre los cítricos destinados a la industria.

De acuerdo con la pregunta formulada por los eurodiputados populares, esa medida resulta “sorprendente” tras el acuerdo alcanzado recientemente sobre un nuevo reglamento de sanidad vegetal, que sustituirá a la Directiva en vigor, mediante el cual se pretende reforzar la lucha contra el contagio de plagas de terceros países.

El proyecto de la Comisión “contradice el espíritu del nuevo reglamento negociado entre el Consejo de Ministros y el Parlamento Europeo, en el que se quiere reforzar la lucha contra las plagas procedentes de países terceros”, indica el texto de la pregunta.

En su escrito, los eurodiputados destacan el alto volumen de casos de la enfermedad de la ‘mancha negra’ que se interceptan en las importaciones desde hace años, enfermedad que podría acarrear graves perjuicios en el caso de que se contagiara a las plantaciones europeas.

Al margen de la pregunta escrita, Pilar Ayuso solicita a la Comisión Europea “que tenga en cuenta éste y otros problemas de sanidad vegetal ligados a las importaciones en la aplicación del nuevo Reglamento de Sanidad Vegetal”.

La eurodiputada riojana Esther Herranz, por su parte, destacó que “los intereses comerciales de la Unión Europea no deberían superponerse a los intereses sanitarios y a la protección de las plantaciones europeas”.

Asimismo, el eurodiputado murciano, Ramón Luis Valcárcel, destacó que ese proyecto “no hace más que aumentar la gran preocupación y la desconfianza que existe especialmente entre los productores de cítricos frente a las importaciones de países terceros”, por lo que afirmó que “la Comisión Europea debería dar marcha atrás en su proyecto”.

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015