IMG_4805 _baja

AEMET prevé un otoño con temperaturas más altas en todo el país

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), adscrita a la Secretaría de Estado de Medio Ambiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ha pronosticado una mayor probabilidad de que la temperatura alcance valores superiores a la media del periodo de referencia 1981-2010 en toda España durante el próximo otoño.

El verano ha tenido un carácter muy cálido -con un valor de 1,5 ºC por encima de la media- y con una precipitación en torno a un 13% por encima de la media del trimestre.  El año hidrológico, hasta el 16 de septiembre, se está caracterizando por unas precipitaciones un 7% inferiores a la media, según el periodo de referencia 1981-2010.

La portavoz de AEMET, Ana Casals, ha presentado a los medios de comunicación la última predicción estacional correspondiente al otoño, que comienza el 23 de septiembre a las 10:21 horas. En lo que se refiere a las precipitaciones, en los meses de octubre, noviembre y diciembre de 2015 se aprecia una ligera tendencia a que sean superiores a las normales en el cuadrante noroeste peninsular. En el resto de España no se aprecian diferencias significativas con respecto a la climatología (periodo de referencia 1981-2010).

Por otro lado, AEMET ha realizado un resumen climático del verano de 2015. El trimestre junio-julio-agosto ha tenido un carácter muy cálido, con una temperatura media sobre el conjunto de España de 24,5 ºC, valor que supera en 1,5 ºC a la media, teniendo en cuenta el periodo de referencia ya citado.

Se ha tratado del segundo trimestre de verano más cálido desde 1961, solo superado por el correspondiente al año 2003.

El comportamiento de los meses de verano ha sido muy desigual en lo que a temperaturas se refiere. En junio, la temperatura media mensual superó en 1,4 ºC el valor medio; sin embargo, en julio esta diferencia se disparó hasta los 2,5 ºC y en agosto, alcanzó el valor de 0,5 ºC.

Con diferencia, el hecho más destacado fue la ola de calor de gran intensidad y duración que afectó de forma continuada a gran parte de España, sobre todo al interior y al sur de la Península, desde el 26 de junio hasta el 29 de julio. Como consecuencia, las temperaturas de todo el mes de julio estuvieron muy por encima de los valores normales, tanto en los valores máximos diarios como en las mínimas nocturnas.

Las temperaturas más elevadas del verano en las estaciones principales correspondieron al observatorio de Córdoba, que alcanzó 45,2 ºC el día 6 de julio, seguido de los 44,5 ºC registrados en Zaragoza-aeropuerto el 7 de julio.

Las temperaturas mínimas del trimestre se produjeron durante la jornada del 14 de junio en el observatorio de Izaña (con 1,1 ºC) y en el Puerto de Navacerrada (2,3 ºC).

En cuanto a las precipitaciones, el verano ha sido en conjunto algo más húmedo de lo normal, debido a los diversos episodios de precipitaciones ocasionalmente intensas y asociadas a tormentas, registrados en zonas del este e interior de la mitad norte. La precipitación media sobre España ha sido de 85 mm, valor que queda en torno al 13% por encima de la media del trimestre. La mayor precipitación máxima diaria del verano en un observatorio principal se registró en Pamplona el 31 de agosto con un valor de 61,9 mm.

Durante la primera quincena de septiembre las temperaturas han sido inferiores a la media, a excepción de Canarias. La anomalía negativa media ha sido de 1,5 ºC, aunque hay zonas del interior de la mitad norte peninsular y en el oeste de Andalucía en las que esta diferencia negativa ha llegado a los 2 ºC.

Las precipitaciones han superado los registros medios, según el periodo de referencia. La quincena ha sido especialmente húmeda en el sureste peninsular, donde hubo un importante temporal de lluvias los días 5 y 7, así como en Galicia y en el noroeste de Castilla y León, zonas que se vieron afectadas por precipitaciones intensas y persistentes el día 15.

AÑO HIDROLÓGICO

A falta de dos semanas para que finalice, el presente año hidrológico se está caracterizando por unas precipitaciones ligeramente inferiores a los valores medios. Este déficit se debe, sobre todo, a las escasas precipitaciones que se registraron en el trimestre de primavera.

El valor medio de las precipitaciones acumuladas a nivel nacional, desde el pasado 1 de octubre hasta el 16 de septiembre de 2015, se cifra en 567 mm, lo que supone un 7% menos que la media correspondiente a dicho periodo (624 mm).

 

 

 

 

 

 

 

 

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015