Las salidas de aceite de oliva al mercado en diciembre se elevaron a 118.300 toneladas

La Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA) confirmó que la producción de aceite de oliva en el primer trimestre de la campaña 2015/16 alcanzó las 867.688 toneladas, un volumen muy alto, el mayor de las últimas cinco campañas, debido a que la favorable climatología, sobre todo del mes de diciembre, facilitó la cosecha de aceituna. Solo en ese mes la producción alcanzó las 593.300 toneladas.

Hasta el momento, Andalucía concentró el 77,1% de la producción total de aceite de oliva, con 669.223 t, seguido de Castilla-La Mancha (7,6%) y 65.763 t; Extremadura (6,6%) y 56.989 t; Comunidad Valenciana (2,75%) y 23.825 t, Cataluña (2,62%)y 22.774 t; Aragón (1,2%) y 10.323,7 t, y Región de Murcia (1%) y 8.760,4 t., con un rendimiento medio graso acumulado del 19,6%, el más elevado de las cuatro últimas campañas.

Otras CC.AA. productores fueron la C. Foral de Navarra, con 4.481 t (0,52%); Madrid, con 2.191 t (0,25%); La Rioja, con 1.342 t (0,15%); Castilla y León, con 1.252 t (0,14%), además de Balares (671,4 t); País Vasco (87,1 t) y Galicia (4,3 t).

Las salidas al mercado durante diciembre alcanzaron 118.300 toneladas, algo más alta que la previsión inicial y al nivel de campañas anteriores, con unas importaciones estimadas en 11.000 toneladas. De estas salidas, la AICA estima que 68.000 t se habrían dirigido a la exportación y las 50.300 t restantes a mercado interior. Más de la mitad (58,3%) envasadas, con 69.010 t, y el 41,7% restante a granel.

En el acumulado de este primer trimestre, habrían salido ya en total al mercado 295.500 toneladas, mientras que las importaciones alcanzarían 42.900 t, unas 49.700 t menos que en la campaña anterior, debido a la falta de producto en los dos primeros meses iniciales –octubre, noviembre- de campaña. De este volumen total, unas 170.900 t se habrían exportado, mientras que 124.600 t restante se habrían dirigido a atender la demanda del mercado interior, con un descenso del 4%. Casi un 60% de todo el aceite de oliva comercializado habría salido envasado, frente a algo más del 40% a granel.

A 31 de diciembre, según la AICA, las existencias totales eran de 795.800 toneladas, en su mayor parte (83,2%) en almazaras, con 662.200 toneladas; otro 1,2% y 9.300 t en los depósitos del Patrimonio Comunal Olivarero y, finalmente, un 15,6% restante en poder de envasadores y otros operadores, con 124.300 toneladas, una cifra de las más bajas de las cinco últimas campañas e inferior en 60.270 t al stock que tenían por estas mismas fechas en la pasada campaña, pese a aumentarlo en 33.800 t en el mes de diciembre.

En relación a los precios, el sistema Poolred, de la Fundación Olivar estimaba en la semana del 21 al 27 de enero, unos precios medios en origen salida bodega (almazara) por encima de los 3€/kg para las principales categorías, siendo de 3.304,7 €/t para el aceite de oliva virgen extra; de 3.207,7 €/t para el oliva virgen, y de 3.029 €/t para el oliva lampante (B.1º).

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015