La Prensa del Rioja celebra su 30 aniversario con los cinco presidentes del CRDOCa

Rioja es probablemente la región vitivinícola del mundo que ha experimentado el salto más vertiginoso en las tres últimas décadas, tanto por el crecimiento de su estructura productiva, como por la proyección alcanzada en los mercados internacionales. Testigos de esta auténtica revolución, los cinco presidentes del Consejo Regulador que han dirigido la institución vertebradora de los intereses del sector vitivinícola riojano se han reunido por primera vez para analizar  las claves que han permitido a Rioja encaramarse entre las regiones vinícolas más prestigiosas del mundo.

La revista La Prensa del Rioja ha celebrado el treinta aniversario de su creación con Santiago Coello, Ángel de Jaime, Víctor Pascual, Luis Alberto Lecea y José María Daroca, presidentes del Consejo entre 1985 y 2015, publicando en su último número un amplio reportaje sobre esta historia de éxito, fruto de la suma de esfuerzos de todo el sector y en la que cada uno de los cinco presidentes ha jugado un papel protagonista y ha dejado su impronta.

En la etapa de Santiago Coello se sentaron las bases legales y organizativas del actual modelo de la Denominación, “una obra que es de todos y fue un éxito que ha contribuido a crear una sensación de seguridad y de seriedad, tanto a nivel interno como en el mercado”. Coincide con esta valoración del primer presidente del Consejo en democracia su sucesor, Ángel de Jaime, en cuya etapa se produjo un espectacular crecimiento de la estructura productiva de Rioja, “cerramos el ciclo del control e iniciamos el ciclo de la imagen y comunicación, así como una reestructuración del enfoque de Rioja, pues yo siempre he pensado que Rioja era muy grande y había que sectorializarla”.

La tercera etapa se inicia en 2004 con la Interprofesional tomando las riendas de la Denominación, un nuevo modelo de gestión que sitúa al frente de la presidencia al bodeguero Víctor Pascual y después a los viticultores Luis Alberto Lecea y José María Daroca. El Plan Estratégico de Rioja’ 2005-2020 marca la ‘hoja de ruta’ de esta última década en la que, como señala Víctor Pascual, “resultaba prioritario salir fuera a promocionar el vino de Rioja bajo un paraguas común, con la financiación de todo el sector, una decisión estratégica de gran calado para la positiva evolución que ha tenido Rioja en los mercados exteriores”.

Los dos presidentes viticultores de este último mandato se han encontrado ante una nueva encrucijada histórica, con retos tan importantes como la desaparición de los derechos de plantación como primer paso hacia la liberalización, la adaptación del Reglamento a la nueva Ley de Consejos Reguladores, la conversión de Rioja en un referente enoturístico mundial o el resurgir de viejos debates como la evolución de la categorización de los vinos según su envejecimiento e incluso la identificación de entidades geográficas como el municipio o la finca. Lecea destaca “haber conseguido que los veedores sean reconocidos como autoridad competente y que la inquietud actual por hacer cosas distintas se puede desarrollar, sin imponerlas, siempre que sean rentables”.

Daroca, satisfecho por el reciente acuerdo de planificación del sector a tres años, tiene muy claro que “Rioja como Denominación es una sola y que hay que apostar todos por el nombre Rioja”, mientras Baró muestra su convencimiento de que “habrá una evolución, como ha ocurrido en todo lo que estamos hablando aquí”. Ante lo que Pascual recuerda que lo importante es que “Rioja termine de desarrollarse fuera de aquí, para lo que necesitamos hacer las cosas bien y unas reglas de juego clarísimas que aseguren las mismas oportunidades para todos a la hora de salir al mercado”.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015