Fernando Miranda resalta en Santiago la fortaleza del sector productor de alimentación animal

El director general de Producciones y Mercados Agrarios del Ministerio de Agricultura, Fernando Miranda, ha destacado en su intervención en el IV Congreso de Alimentación Animal que se celebra en Santiago de Compostela, el papel de la alimentación animal como primer eslabón de la cadena alimentaria, sujeto a unos rigurosos requisitos de autorización, registro y control a lo largo de toda su cadena de producción y comercialización.

Así lo ha explicado ante expertos y representantes de la administración, centros, asociaciones y empresas, reunidos en la capital gallega para abordar la actualidad del sector desde aspectos relacionados con la sostenibilidad, la seguridad alimentaria, las claves y retos de futuro en el horizonte 2020, la gestión de subproductos, hasta los sistemas de control, la gestión de alertas y la aplicación de la normativa UE.

Miranda ha valorado la importancia del sector español de la alimentación animal en el marco de la UE, donde ocupa el tercer lugar, después de Alemania y Francia, con una producción cercana a los 31 millones de toneladas, de las cuales el 97% va destinado a los animales de producción.

También ha resaltado su dimensión económica que representa alrededor del 11,5% de las ventas totales de la industria alimentaria, lo que supone un valor de ventas cercano a los 8.900 millones de euros.

El director general ha ponderado igualmente otros factores del sector que tienen gran repercusión como el hecho de contar con más de 15.000 operadores; 1.545 establecimientos autorizados dedicados a la fabricación de aditivos, premezclas o piensos compuestos, así como casi 7.468 intermediarios registrados. Todos ellos, ha señalado, dan ocupación a casi
13.000 personas, lo que significa alrededor de un 3,50% de las ocupadas por el conjunto de la industria alimentaria.

Frente a estos avances, Miranda ha recordado también la gran dependencia exterior del sector en materias primas, especialmente maíz y trigo, un factor que no ha impedido su creciente protagonismo en los mercados exteriores,
dónde los productos españoles han conseguido llegar a más de cien países de todo el mundo, fuera del ámbito comunitario, entre ellos Rusia, Cina, Arabia Saudí, Japón, Estados Unidos o México.

El director general ha finalizado su intervención recordando la próxima celebración de la “Conferencia de París sobre el clima”, cuyo objetivo principal es alcanzar un acuerdo internacional aplicable a todos los países para la reducción de emisiones de los gases de efecto invernadero. En esta línea ha resaltado la implicación del cambio climático con la seguridad
alimentaria, la sostenibilidad de la producción y la valoración de los desperdicios, como parte del presente y reto del futuro próximo para el sector.

Noticias relacionadas

Copyright ©Eumedia,S.A. 2015